AGUSTÍN MARTÍNEZ
19 de septiembre de 2015 / 05:10 p.m.

Cadereyta.- La Agencia Estatal de Investigaciones analiza una posible venganza como causa del crimen cometido el pasado jueves en perjuicio de un trabajador de Pemex en Cadereyta.

Hasta el momento las autoridades prácticamente han descartado que se haya tratado de un robo, puesto que en la casa de la víctima y no faltaba nada.

Se cree que la causa del crimen haya sido una posible venganza, en virtud de la manera con la que el trabajador fue agredido; él fue golpeado y atacado con un arma punzocortante.

Agentes ministeriales han cuestionado a algunas personas allegadas al fallecido, con el fin de determinar si había tenido algún problema previo o había sufrido amenazas.

Jaime Rodríguez Mata, de 41 años de edad, fue encontrado asesinado poco antes de las 21:00 horas del pasado jueves, en el interior de su domicilio, ubicado en el número 1415 de la calle Santander, en la colonia La Rioja, del municipio de Cadereyta.

Fueron sus propios familiares quienes efectuaron el hallazgo al ir en su búsqueda, pues no sabían de él y no había respondido las llamadas telefónicas desde el día anterior.

Elementos de la Policía Ministerial y personal de la Dirección de Servicios Periciales inspeccionaron el domicilio y los alrededores.

Los investigadores encontraron al petrolero con lesiones, golpes y heridas en la cara, el cráneo y el pecho, por lo que se presume fue sometido a torturas.

En una de las habitaciones y en la sala se detectaron abundantes manchas de sangre, por lo que se cree que la víctima trató defenderse y pudo haber forcejeado con sus verdugos.

Las autoridades esperaban que los deudos concluyeran los funerales de Rodríguez Mata, con el fin de comenzar a platicar con ellos desde este fin de semana.

Lo anterior para conocer su modo de vida, sus actividades y sus relaciones, con el objetivo principal de encontrar una línea de investigación que los lleve hasta el o los responsables del crimen.