REDACCIÓN
1 de marzo de 2017 / 07:42 p.m.

MONTERREY.- El cómplice del presunto líder del Cártel de los Beltrán Leyva, Eleazar Palomo Castillo, "El cochi", que fue detenido, el fin de semana, con orden de aprehensión por su supuesta participación en el secuestro y ejecución de un empresario ocurrida en el 2012, recibió auto de libertad y abandonó el Cereso de Cadereyta, porque no se encontraron evidencias que lo relacionaran con los hechos.

Fue el juez primero penal y de juicios de Monterrey, quien resolvió la situación jurídica a favor de Enrique Tello Cázares, de 47 años de edad, apodado "El panamá".

El representante del Poder Judicial emitió dicha resolución después de confirmar que no había evidencias ni declaraciones que involucraran a Tello Cázares con la muerte violenta de David Villarreal Fernández, a quien plagiaron el 6 de septiembre del 2012 en calles de la colonia Calzada del Valle y seis días después fue encontrado sin vida en el lecho del río Santa Catarina.

En el proceso criminal que integra el juzgador, se menciona que los, también, supuestos cómplices de ""El panamá", Juan Enrique Galván Aranda, apodado "El 25" , Samuel Velázquez Rodríguez, Jesús Guillermo Muñoz Fang y Juan Fernando Becerra Coronado, "La parka" fueron detenidos por esos hechos, pero en su momento recibieron auto de libertad, porque acreditaron que cuando les recabaron sus declaraciones se encontraban arraigados, por lo que sus dichos no tenían validez legal.

Mientras que para Julio César Báez Niave y David Alfaro Neira Llanes, desde un principio se negó la orden de aprehensión solicitada por el agente del Ministerio Público que integra la averiguación del caso.

Por lo que después de la resolución del juez primero de Monterrey, solo queda pendiente que se le ejecute la orden por homicidio calificado y agrupación delictuosa a "El Cochi", quien actualmente está a disposición de las autoridades federales en un Cereso de Zacatecas a donde fue trasladado después de permanecer unas semanas en el de Cadereyta.