YADITH VALDEZ
20 de mayo de 2015 / 07:56 a.m.

General Bravo.- Un hombre originario de Reynosa, Tamaulipas, fue encontrado asesinado y su cuerpo cubierto con una cobija en el municipio de General Bravo, Nuevo León.

Fue a la altura del kilómetro 161 de la carretera libre a Reynosa, en dirección hacia Tamaulipas, donde localizaron el cuerpo, el cual fue abandonado a un costado de la carretera.

Familiares de la víctima arribaron hasta el sitio, donde identificaron a la víctima como Fernando Flores Reyes, de 43 años de edad, quien era originario de la ciudad de Reynosa, Tamaulipas.

De acuerdo a sus declaraciones, el hombre se dedicaba a la compra-venta de ganado, mientras que su familia es propietaria de un bar en la citada ciudad fronteriza.

Aparentemente, el hombre habría sido plagiado, se encontraba semidesnudo y sólo vestía una camiseta o playera en color gris, ropa interior blanca y calcetones.

Las autoridades presumían que el crimen fue cometido en otro sitio.