AGUSTÍN MARTÍNEZ
7 de septiembre de 2017 / 07:07 p.m.

GARCÍA.- Con diversos golpes y lesiones en el cuerpo, un hombre fue encontrado sin vida en un pequeño canal de desagüe a la orilla del Libramiento Noroeste, en el municipio de García.

La Policía Ministerial lleva a cabo las investigaciones correspondientes, primero para identificar al ahora occiso, y también para confirmar la causa y los detalles del fallecimiento.

Los hechos trascendieron poco antes de las 14:00 horas del jueves en el kilómetro 10 más 500 de la referida arteria, cuatro kilómetros hacia el sur de la avenida Lincoln.

Fuentes policiacas señalaron que la vestimenta y las características físicas del ahora occiso coinciden con las de un hombre de 65 años, habitante de Guadalupe, quien fue reportado desaparecido a principios del pasado mes de agosto.

Trascendió que la persona hallada sin vida en García ya presentaba evidentes signos de descomposición, por lo que no fue posible calcular la edad y precisar los rasgos faciales.

El desconocido, de complexión robusta, tez morena y cabello entrecano, vestía pantalón de mezclilla color negro y camisa de vestir azul, de manga larga, además de que traía botas industriales en tono negro.

Los peritos de la Procuraduría de Justicia que acudieron a recabar indicios detectaron manchas de sangre en el cuerpo y alrededor del mismo.

Sin embargo, en el momento no se estableció si le causaron heridas de manera intencional, o el hombre fue impactado por algún vehículo.

Fue una persona de nombre José Rogelio Rivas Juárez, de 61 años, quien encontró al cadáver cuando recolectaba chatarra y latas de aluminio a un lado de la carretera.

Tras observar el cuerpo bocabajo, el pepenador caminó varios metros y le informó del caso a unos policías.

Una fuente allegada a estas pesquisas señaló que las autoridades de García recibieron la mañana del jueves el reporte de una persona desaparecida.

Se trata de un hombre de 65 años de edad, habitante de la colonia 21 de Enero, en Guadalupe, quien salió de su casa el pasado 2 de agosto y no ha regresado.

Se dio a conocer que las características y la ropa del hombre encontrado muerto son similares a las que se describen en la denuncia de la desaparición, acerca de la cual se emitió la Alerta Amber.

El guadalupense, a decir de los familiares, padece o padecía demencia senil desde hace varios años, y seguramente tras salir de la vivienda le fue imposible retornar, al no recordar el camino.
Los restos del desconocido, que fueron localizados en la zona despoblada, fueron llevados al Servicio Médico Forense para la identificación correspondiente.

En el sitio del hallazgo las autoridades ministeriales no encontraron casquillos, armas o cualquier otro objeto que pudiera corroborar una situación de violencia.


pjt