22 de abril de 2014 / 11:51 a.m.

Escobedo.- Una supuesta dormitada frente al volante, por poco le cuesta la vida a un conductor, el cual estrelló su automóvil contra el barandal de protección de la carretera a Laredo y parte de la estructura metálica se incrustó en el auto.

El accidente vial ocurrió cerca de las cuatro de la madrugada del martes, sobre la mencionada arteria a la altura del entronque al municipio de Zuazua.

Tras el percance al lugar acudieron socorristas de ese municipio, quienes al llegar encontraron al conductor inconsciente y con heridas en diferentes partes del cuerpo.

En cuestión de minutos, los paramédicos municipales, iniciaron la atención del automovilista y tras lograr sacarlo del automóvil le aplicaron los primeros auxilios.

Se reveló que le lesionado es un hombre joven, pero debido a las lesiones no pudo identificarse y fue trasladado delicado al hospital de zona.

De acuerdo a las primeras investigaciones, se reveló que el conductor viajaba en un automóvil Cultas con placas de Nuevo León y se desplazaba de Monterrey hacía Laredo.

Pero una supuesta dormitada frente al volante, provocó que este perdiera el control del vehiculo, el cual se proyectó hacía la derecha.

El auto se impactó de frente contra el barandal de protección y un tramo de aproximadamente cinco metros se incrustó en el auto.

El fuerte choque dejó completamente destrozada la parte frontal del auto y este quedó fuera de la carpeta asfáltica.

Posteriormente, elementos de la policía federal, levantaron las evidencias y se ordenó que el auto fuera retirado del lugar y llevado al corralón oficial del municipio de Zuazua.

Marcial Pasarón