30 de marzo de 2014 / 01:01 p.m.

Monterrey.- La desesperación por querer llegar a su domicilio acabó con la vida de un conductor y dejó al resto de su familia al borde de la muerte cuando fueron impactados por un tráiler en el municipio de Apodaca.

El accidente ocurrió minutos antes de las 23:00 horas en el cruce de la carretera a Laredo y el entronque al municipio de Salinas Victoria a un costado de las instalaciones de la Séptima Zona Militar.

Cuatro integrantes de una familia viajaban en un automóvil Cirrus en color negro con las placas de circulación SHD 3109 y se desplazaban por la carretera a Laredo en dirección al norte pero, metros antes de llegar al entronque, una gran cantidad de vehículos se encontraban detenidos pues intentaban incorporarse a la carretera a Salinas Victoria y la cantidad de automóviles que circulaban en dirección al sur por la carretera a Laredo se los impedía.

Esto desesperó al conductor y salió del carril para colocarse delante de los vehículos que esperaban una oportunidad para cruzar al otro extremo, por lo que de manera intempestiva el automóvil aceleró, pues el chofer trató de ganarle el paso a un tráiler, pero fue impactado por la pesada unidad y lanzado a varios metros de distancia.

El hombre al volante murió instantáneamente y no fue identificado, su acompañante que viajaba como copiloto era una mujer de una edad entre los 30 a 35 años, quien quedó atrapada entre los restos del automóvil.

Junto con ellos viajaban dos menores de edad, una identificada como Abril Estefany Ayala López, de 13 años de edad, y otra de tres, ambas fueron llevadas a las instalaciones del Hospital Universitario por paramédicos de las cruces Roja y Verde de Monterrey.

El fuerte impacto hizo que elementos del Ejército Mexicano salieran del cuartel y dieran el apoyo a las personas lesionadas junto con los cuerpos de auxilio de los municipios de Ciénega de Flores, Apodaca, Escobedo y Monterrey.

La pesada unidad con la razón social "Traslados Expeditados de Nuevo Laredo S.A. de C.V.", Víctor Manuel Sánchez Pedraza, detuvo su marcha aproximadamente a unos 300 metros de donde ocurrió el impacto.

La Policía Federal cerró el paso vehicular de esta carretera por casi una hora, tiempo en que los paramédicos y personal de rescate urbano trabajaron para poder liberar a la mujer que fue llevada en estado crítico al Hospital Universitario.

Francisco Cantú