10 de julio de 2014 / 02:00 p.m.

Cienega de Flores.- Un jovencito de 15 años de edad se ahogó en el río Salinas, luego de que le pidió permiso a su madre para acudir a pescar.

La víctima, Brayan Gerardo Santos Valenciana, acudió al citado caudal en compañía de su hermano José, de 13 años, y de otro menor identificado como José Ángel González Rivas, de 14.

Según las pesquisas de la autoridad, el deceso sucedió alrededor de las 13:40 de ayer en el mencionado río, a la altura del kilómetro 1.5 del Camino de Terracería Tierra Blanca kilómetro y cerca del rancho Santa Isabel.

El cuerpo del menor fue localizado en un pozo de tres metros de profundidad por el personal de Protección Civil de Ciénega de Flores, alrededor de las 15:00.

Los testigos comentaron que decidieron acudir al río para pescar y para eso compraron sedal en una tienda.Sin embargo, dijeron desconocer por qué Brayan decidió meterse al agua.

Comentaron que de repente escucharon cuando entró al cauce y al voltear a ver se percataron cuando un remolino lo jaló.

José y José Ángel corrieron al rancho Santa Isabel y le pidieron ayuda a don Gabriel Medrando Medina Cruz, de 52 años, quien de inmediato solicitó apoyo a Protección Civil de Ciénega de Flores.

Después de una hora y 20 minutos de búsqueda, los rescatistas hallaron el cuerpo de Brayan en lo más profundo del río.

La noticia corrió como pólvora encendida y llegó a oídos de Rosa Valenciana Hernández, madre de Brayan.

En cuestión de minutos la joven mamá llegó al sitio de los hechos y al ver el cuerpo inerte de su hijo, cayó en crisis nerviosa.

El padre del menor, René Santos Macías, se encontraba laborando al momento del accidente.

FOTO:  Marco Zamora

MARCO ZAMORA