ISRAEL SANTACRUZ
18 de septiembre de 2016 / 08:43 a.m.

APODACA.- Una pareja murió al chocar el auto en el que viajaban contra la caja de un tráiler que de manera imprudente se incorporó a la Carretera a Laredo a la altura del Anillo Periférico, en el municipio de Apodaca.

Los hechos ocurrieron a las 9:30 de la noche de este sábado cuando el conductor de un tráiler propiedad de la empresa Servicios de Transportación Jaguar salió de una brecha y buscó incorporarse a la Carretera Laredo por un acceso improvisado de terracería, esto a fin de ahorrarse el tomar un retorno en el Anillo Periférico a casi un kilómetro y medio de distancia.

El trailero se incorporó a la carretera a Laredo, sin embargo lo pesado de su carga y lo complicado del camino de terracería, provocaron que lo hiciera de manera lenta. Ante ello, una pareja que circulaba en un automóvil tipo Sentra en color blanco que viajaba sobre la citada carretera de sur a norte no alcanzó a detenerse para evitar el vehículo de carga pesada, por lo que se impactó y quedó bajo la caja del tráiler.

Tras el incidente, tanto el conductor como la copiloto, ambos de entre 25 y 30 años, quedaron prensados en el interior del auto Sentra, en tanto que el trailero huyó del sitio dejándolos a su suerte.

De inmediato automovilistas que fueron testigos llamaron a cuerpos de emergencia, arribando al lugar paramédicos de Cruz Roja, así como su unidad de rescate urbano, además de policías federales. Sin embargo al revisar el interior del auto descubrieron que ambos tripulantes ya no presentaban signos vitales.

Agentes periciales de la Procuraduría de Justicia del Estado llegaron al sitio del accidente, encontrando al interior del vehículo Sentra latas de cerveza. Una fuente señaló que el vehículo viajaba a exceso de velocidad, lo que habría complicado que el auto se detuviera para no impactarse contra el tráiler. Pese a ello en el sitio no se observan huellas de freno en la ruta del vehículo particular, por lo que impactó de lleno con la caja del tráiler. Este golpe habría provocado una muerte instantánea en los tripulantes del Sentra.

Tras revisar el vehículo, agentes del Servicio Médico Forense retiraron los cuerpos del vehículo para su traslado al anfiteatro del Hospital Universitario.

La vialidad quedó colapsada en el sentido sur a norte de la Carretera a Laredo, pues el tráiler obstaculizó la totalidad de los carriles en su maniobra. No fue sino hasta entrada la madrugada que la vialidad quedó abierta a la circulación. Las filas de automovilistas llegaron hasta los cuatro kilómetros de longitud, y con el tráfico completamente detenido, por lo que los vehículos fueron enviados a través del Anillo Periférico hasta que la Carretera a Laredo quedó libre a la circulación.