AGUSTÍN MARTÍNEZ
29 de septiembre de 2015 / 04:34 p.m.

Un trabajador murió la tarde del martes al sufrir una caída de aproximadamente seis metros, cuando se desempeñaba en la construcción del edificio Fashion Drive, en el municipio de San Pedro.

Hasta el momento las autoridades investigan si el accidente ocurrió a causa de una falla en el equipo de seguridad, o si se trató de una omisión de la propia víctima.

Los hechos fueron reportados alrededor de las 14:00 horas del martes en el inmueble ubicado en el cruce de la avenida Lázaro Cárdenas y Diego Rivera, en el sector Valle Oriente.

Fue allí donde, en agosto de 2014, se registró una fuerte explosión e incendio que dañó varios vehículos y algunas propiedades, luego de que ocurriera una fuga de gas a presión a causa de un deslave.

La persona que murió el lunes fue identificada como Daniel López Vélez, de 29 años y de quien no se precisó domicilio ni lugar de origen.

Este es el segundo trabajador que fallece en fechas recientes en esa polémica construcción, cuyos apoderados mantienen una cerrada pelea legal contra el municipio.

El pasado 30 de abril falleció otro trabajador, al sufrir una caída de más de 10 metros, cuando guiaba una viga de acero que se desprendió de la línea de la grúa.

El caso reciente provocó la movilización de agentes ministeriales y de elementos de Protección Civil municipal, pero a estos últimos se les negó el acceso.

Varios testigos señalaron que, a causa de lo anterior, se registró un forcejeo entre el personal de rescate y los elementos de seguridad del edificio.

Una mujer del grupo 911 fue estrujada, por lo que oficiales de la Policía local remitieron a dos vigilantes, quienes fueron liberados momentos más tarde.

Trascendió que López Vélez se hallaba laborando en uno de los niveles de lo que será el estacionamiento subterráneo, cuando perdió pisada y cayó de más de cinco metros.

El personal de seguridad interna solicitó el auxilio de paramédicos de una compañía privada, pero nada se pudo hacer ya por el trabajador.

Del caso se le dio conocimiento a la Secretaría del Trabajo, cuyos inspectores elaborarían el acta correspondiente, y determinarán si habrá una sanción contra la compañía constructora.