23 de diciembre de 2014 / 02:47 p.m.

 

Monterrey.- A partir del 2006, los ataques a bares, discotecas y centros nocturnos se volvieron una constante en Monterrey.

Por eso, no es de extrañar que este tipo de agresiones resurjan, luego del atentado cometido contra el Bar RE, donde murieron tres personas y 13 quedaron heridas.

La historia negra de nuestra ciudad registra el primer atentado de consideración el 14 de Mayo del 2006 en el Bar el Punto, en San Nicolás, donde un grupo de sicarios atacaron a los asistentes con balas y arrojaron una granada. Hubo 4 muertos y una decena de heridos.

Posteriormente el 15 de octubre de ese año, en el Table Dance Givenchy, sobre la calle Villagrán, fueron asesinados a puñaladas tres militares. Uno más pudo escapar.

El 24 abril 2010, en el Bar Flamingos, sobre en calle Colón en el centro de Monterrey, tres hombres fueron asesinados.

El 3 de mayo de 2010, en el Table Dance Rancho Loco, en Félix U. Gómez, de la colonia Moderna, asesinan a una bailarina e hieren de bala a dos personas.

El 11 mayo 2010, el Bar Internacional fue atacado, y una persona murió en el lugar, y horas más tarde otra pereció en el hospital. Dos más resultaron heridas.

El 6 de diciembre de 2010 una persona fue muerta a balazos en el bar San Pedro, ubicado en Barrio Antiguo.

El 4 de abril de 2011, un grupo de personas armadas abrió fuego contra las instalaciones del casino Revolución. Ahí se lanzó una granada de fragmentación y se incendiaron vehículos. Afortunadamente de este ataque no hubo víctimas mortales.

El 6 de mayo de 2011, un hombre fue asesinado cuando se divertía en el bar El Antiguo Monasterio ubicado en el Barrio Antiguo.

Desde un auto,  hombres armados dispararon, el 22 de mayo de 2011, contra la fachada del Café Iguanas, en el Barrio Antiguo. Tres personas murieron.

En el Bar El Encanto, en el centro de la ciudad, dos hombres fueron atacados por hombres armados, el 18 de junio de 2011. 

El 8 julio de ese mismo año,  más de 15 hombres con armas largas  atacaron a los clientes del bar el Sabino Gordo, con un saldo de 22 muertos. Fue una de las peores masacres de la historia del estado, solamente superada en número de víctimas mortales por el atentado al Casino Royale, el 25 de agosto de 2011.

En este acto , 52 personas murieron luego de que sujetos armados prendieron fuego al lugar que estaba lleno de jugadores.

El primer ataque del 2012 se perpetró el 25 de enero. Hombres armados arribaron al Bar La Eternidad, donde sacaron a 11 personas y más tarde las asesinaron. A ocho de ellas, las mataron en la colonia Obispado, a otra víctima la ultimaron junto al Paseo Santa Lucía y a las otras dos en la colonia Fomerrey 106.

El 1 de febrero de ese año,  un comando armado disparó contra clientes del bar La Paloma, en avenida Eugenio Garza Sada. Una persona murió y cuatro más resultaron lesionadas

Dos hombres murieron el 9 marzo de 2012 cuando se encontraban en el Table Dance Woman Men’s Club, en la colonia Lincoln que fue atacado a balazos por desconocidos.

El 13 agosto,  nueve personas fallecieron tras un ataque de hombres armados en el bar Matehuala, en Bernardo Reyes y Madero. Los atacantes buscaron a los empleados para dispararles, distinguiéndolos por los mandiles que portaban.

En el 2013, solamente se registró un ataque de este tipo. Fue el 26 de septiembre en el bar Chato’s Grill, ubicado en las calles Movimiento Obrero y Roma en la colonia Jardines de la Fama, de Santa Catarina.

Cinco jóvenes fueron asesinados durante la balacera.

El 15 de abril del año en curso, cinco personas murieron al ser atacadas por hombres armados en el bar El Dorado Saloon. Los pistoleros dispararon contra los clientes.

El último ataque sucedió este lunes 22 de diciembre. Hombres armados atacaron a los asistentes a la posada del grupo Paca, en el Bar Re, en San Nicolás, dando muerte a tres personas, e hiriendo a 13 más.

FOTO: Especial

TELEDIARIO DIGITAL