22 de noviembre de 2014 / 04:29 a.m.

Monterrey.- Un fuerte choque entre una patrulla de la Policía Regia y un auto Sentra ocurrido en el cruce de la avenida Venustiano Carranza e Isaac Garza, paralizó el tráfico en esta céntrica vialidad del primer cuadro de la ciudad.

Los hechos ocurrieron al filo de las 17:10 de hoy cuando la unidad 81850 de la Policía Municipal se dirigía a brindar un auxilio del robo millonario ocurrido en la colonia Industrial.

 

LA AFECTADA

En el percance resultó lesionada Marisela de la Rosa, de entre 30 y 35 años de edad, conductora del automóvil Sentra; así como los elementos Iván Cervantes e Ivette Gómez Gómez.

De acuerdo a testigos de los hechos, los elementos policiacos cruzaron la avenida, en respuesta al auxilio, e impactaron el auto de la mujer.

La lesionada, de acuerdo a los testigos, presentaba un embarazo y su estado de salud era reportado como muy grave.

 

LOS TESTIGOS

“La pobre mujer se encontraba bañada en sangre, en el cuello y su pecho, y estaba completamente inconsciente; el niño sentí que se le movía… llegamos varias a auxiliarla, pero no respondía y no se movía por lo que elevamos oraciones para que no le haya pasado nada malo; estuvimos con ella hasta que llegó la Cruz Verde y se la llevó”, dijo una testigo.

Al lugar arribaron elementos de Tránsito de Monterrey y de Protección Civil regiomontano para apoyar en las labores del rescate de la mujer, quien quedó aprisionada entre los hierros retorcidos de su vehículo.

Posteriormente arribaron los elementos de la Policía de Monterrey para colaborar con las labores de la vialidad de

 

45 MINUTOS

La vialidad de la avenida Venustiano Carranza, de norte a sur, se vio interrumpida durante 45 minutos, mientras se llevaban a cabo las labores de rescate de las personas lesionadas.

Familiares de la conductora arribaron al lugar y cayeron en crisis de histeria al ver el estado en que quedó su auto.

La lesionada fue llevada a un hospital para su atención médica y su estado de salud fue reportado como muy grave.

En tanto los dos policías presentaban golpes diversos en el rostro.

Cabe destacar que los dos vehículos quedaron completamente destruidos.