FRANCISCO JAVIER CANTÚ
8 de julio de 2016 / 07:21 a.m.

San Pedro.- A punto de morir calcinada junto con sus dos pequeños hijos estuvo una madre de familia, tras el incendio de una carpintería ubicada en la colonia Lucio Blanco en el municipio de San Pedro.

Deyanira Villegas mencionó que entre sueños, alcanzó a escuchar los gritos de sus vecinos y esto la hizo reaccionar.

La habitación ya se encontraba llena de humo y de inmediato corrió al cuarto de sus hijos, los cargó y logró salir de su casa ubicada en una segunda planta de una tapicería que también se vio afectada por el fuego.

Al salir y ver la magnitud del incendio, la madre de familia rompió en llanto pero logró mantener a salvo a sus hijo de 4 y 5 años.

El incendio consumió varios talleres ubicados en la parte trasera de esta carpintería, ubicada sobre la calle Vasconcelos e Ignacio Morones Prieto.

El fuego se propagó de inmediato a un bufete de abogados, una vivienda particular y la tapicería.

Unidades de bomberos de Nuevo León, 911 y ambulancias de la Cruz Verde de Monterrey se concentraron en el lugar para poder sofocar las llamas.