MARILÚ OVIEDO
14 de mayo de 2016 / 02:44 p.m.

Monterrey.- Cuando intentaba atrapar un pájaro, un menor sufrió una descarga eléctrica de 13 mil voltios al sostenerse de los cables de alta tensión.

Los hechos ocurrieron en un domicilio de la calle Limones de la colonia Nogales de la Sierra al sur de Monterrey.

El hecho movilizó a paramédicos de la Cruz Verde y elementos de Protección Civil.

Los socorristas dieron las primeras atenciones a Joel Gómez Álvarez de siete años.

El menor resultó con quemaduras de primero y segundo grado. La descarga entró por la mano derecha y salió por el pie izquierdo.

El niño fue trasladado por los paramédicos de la Cruz Verde al Hospital Universitario donde es reportado estable pero grave.

Vecinos fueron quienes vieron al niño y al escuchar fuertes ruidos dieron aviso a los familiares, ya que el menor se encontraba en lo alto de la vivienda.

Se espera que durante las siguientes horas mejor el estado de salud de Gómez Álvarez.