24 de junio de 2014 / 03:23 a.m.

Monterrey.-El policía de Fuerza Civil que protagonizo una riña en el Predio 21 de Marzo, en la colonia Industrial, está a disposición del Agente del Ministerio Público por las lesiones que le causó a un civil y a tres elementos de la Secretaría de Seguridad Pública de Monterrey.

Independientemente de la sanción administrativa que le impongan en la corporación para la que labora, Josué Martínez Ibarra tendrá que enfrentar los delitos que le atribuya el fiscal que le integra la carpeta judicial en el nuevo sistema acusatorio.

Martínez Ibarra quedó bajo investigación el pasado domingo en la mañana después de ser detenido, en estado de ebriedad, afuera del domicilio de dicha colonia, donde protagonizó un enfrentamiento, en el que lesionó a Jesús Trujillo Vargas, de 23 años de edad, quien resultó con dos disparos en el muslo izquierdo, y a elementos de la Policía de Monterrey.

Fueron vecinos de ese sector, quienes reportaron el escándalo que tenía el servidor público estatal y la familia con la que se encontraba de fiesta, desde el sábado en la noche.

Los quejosos aseguraron que desde temprana hora del pasado sábado comenzaron a reunirse en la vivienda, a donde el policía de Fuerza Civil asistió con el permiso que había solicitado con el pretexto de que tenía un problema familiar.

Como el festín se había prolongado hasta la mañana del domingo solicitaron el apoyo de los policías municipales, quienes al llegar al lugar fueron recibidos por el uniformado estatal que los recibió con un pleito verbal que pasó a los golpes y luego a las detonaciones de arma de fuego.

Josué Martínez se ostentó como policía de Fuerza Civil para tratar de evitar su detención, después de enfrentarse con los uniformados municipales que finalmente lo sometieron y trasladaron a las celdas de la corporación, donde permanece a disposición del representante social que lo investiga por los delitos que le resulten.

FOTO: Archivo

TELEDIARIO DIGITAL