14 de septiembre de 2014 / 01:35 p.m.

 

San Nicolás.- Durante una persecución, un oficial de la policía de San Nicolás resultó lesionado de un balazo, en donde cuatro delincuentes fueron detenidos; de los cuales dos estaban escondidos debajo de un camión repartidor.

Los hechos ocurrieron sobre la avenida López Mateos, cerca de las 03:00 horas del domingo, a la altura de la calle Fundadores, provocando una intensa movilización de efectivos fuertemente armados de municipales, Policía Ministerial y Fuerza Civil.

Se estableció que los agresores abrieron fuego con un rifle de asalto AK-47, al momento que fueron copados por efectivos de la unidad 1019 y a-70 de esa corporación.

El ataque ocurrió minutos después de que los efectivos les marcaron el alto sobre la misma avenida y al hacer caso omiso a la orden, los delincuentes emprendieron la huida a exceso de velocidad, sin embargo al pasar la calle Fundadores el vehículo dejó de funcionar al pasar sobre un encharcamiento.

Inmediatamente, los sujetos descendieron del automóvil, pero uno de ellos abrió fuego contra la patrulla 1019, logrando lesionar de un balazo al policía uniformado.

Luego del atentado, el oficial fue trasladado en una ambulancia de la Cruz Roja de Monterrey a un hospital en el centro de la ciudad; las autoridades de San Nicolás informaron que se encuentra fuera de peligro.

En el lugar y a pesar de estar herido, el policía y tres de sus compañeros lograron detener a Jesús Ricardo Martínez Hernández, quien es de oficio taxista y cuenta con antecedentes penales por asalto; además fue capturada Claudia Sandoval García, de 21 años de edad, la cual trabaja como mesera en la cantina Mr Dollar, ubicada en la avenida Arturo B. de la Garza y Santo Domingo en San Nicolás.

Ambos fueron rápidamente asegurados y llevados hasta una de las patrullas de esta corporación, donde quedaron bajo el resguardo de la policía y posteriormente entregados a los elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones, quienes averiguan si no tienen participación en otros ilícitos ocurridos en ese municipio.

Mientras estos eran entrevistados por los detectives en una de las patrullas, dos agresores más fueron detenidos cuando permanecían escondidos debajo de un camión repartidor, frente a una tienda de auto servicio que se encuentra a 30 metros de distancia del lugar del atentado.

Estos fueron identificados como José Evaristo Loera Monsiváis, de 23 años de edad (de oficio machetero) y fue quien accionó el fusil de asalto en contra de los oficiales; además fue detenido Javier Miguel Ramírez Franco, de 26 años, quien conducía el automóvil, portaba la pistola tipo revolver calibre 22 y se dedica a la compra y venta de autos.

Durante los hechos, la policía aseguró el arma, el cual fue encontrado tirado a siete metros del auto, un cargador, una funda para pistola, el revólver, un pasamontañas y por lo menos siete botellas, así como una bolsa de mujer con artículos de belleza.

El automóvil donde viajaban los delincuentes, tenía el signo de pesos en los vidrios traseros y personal de servicios periciales, contabilizó cinco impactos de bala en el vidrio frontal de la patrulla 1019.

Asimismo, en la escena del ataque, personal en criminalística de campo localizó algunos de los casquillos percutidos y levantó las evidencias dentro del automóvil.

Los cuatro detenidos serán investigados dentro de la averiguación previa criminal por parte del ministerio público y quedaran también a disposición de las autoridades federales por la portación del fusil de asalto cuerno de chivo.

 

FOTO: Marcial Pasaron

 MARCIAL PASARON