FRANCISCO CANTÚ
17 de febrero de 2016 / 07:33 a.m.

Monterrey.- Un grupo de familiares de varios reos que permanecen en el penal del Topo Chico arribaron la noche de este martes y madrugada del miércoles al centro penitenciario ante el rumor de más traslados hacia diferentes cárceles federales.

Aunque constantemente ingresaban y salían unidades de la Fuerza Civil, todo se mantuvo en completa calma.

Desde el pasado 11 de febrero, la vigilancia en el penal está bajo el mando de la policía estatal tras el motín que dejó un saldo de 49 reos muertos y 12 heridos.

Luego de las investigaciones por la masacre que inició tras una riña entre dos líderes criminales, las autoridades de Nuevo León dieron a conocer que algunos reos habían cometido delitos federales, por lo que solicitaron el traslado de 233 internos, 166 hombres y 30 mujeres.

Los reos fueron enviados al Centro de Readaptación Social de Morelos, 61 al de Chiapas, 39 al de Guanajuato, seis al de Jalisco, 41 a Ciudad Juárez y 55 a Sonora.