MULTIMEDIOS DIGITAL | SANDRA GONZÁLEZ
7 de octubre de 2015 / 11:06 a.m.

Monterrey.- Más de 2 mil  sindicalizados del municipio de Monterrey bloquearon la avenida Morones Prieto, a la altura de la calle Guanajuato.

Encabezados por Horacio Reyes, los manifestantes se dirigieron hacia el Palacio de Monterey, donde reclamaron mejores condiciones en las clínicas municipales, ya que aseguran que carecen de medicamentos.

Al arribar al Palacio de Monterrey los manifestantes exigieron a la alcaldesa, Margarita Arellanes que saliera de su oficina, de lo contrario amenazaron con realizar un paro de labores.

Reyes aseguró que el adeudo que tiene la capital de Nuevo León con los proveedores es de entre 30 a 40 millones de pesos.

Elementos de Tránsito de Monterrey estuvieron presente en el recorrido de los manifestantes.