AGUSTÍN MARTÍNEZ
21 de diciembre de 2016 / 07:20 p.m.

SANTA CATARINA.- Los dos jóvenes involucrados en el asesinato de la novia de uno de ellos, a quien balearon y abandonaron en la carretera a Saltillo, quedaron vinculados a proceso por el delito de homicidio calificado.

El juez de Control fijó dos meses de plazo para el cierre de la carpeta de investigación, y dictó medidas cautelares de prisión preventiva para ambos sospechosos.

Se trata de Francisco Javier Sánchez Martínez, de 30 años de edad, y Elías Escalante Hernández, de 27, quienes habitan en las colonias Monte Cristal, de Juárez, e Independencia, en Monterrey, respectivamente.

El primero quedó recluido en el penal de Cadereyta, mientras que su cómplice fue internado en el de Apodaca.

Ambos solicitaron al juez ser trasladados a diferentes reclusorios, pues dijeron temer un ataque a su integridad física.

Hasta el momento no se ha establecido con precisión el móvil del asesinato, pues Francisco Javier declaró que al momento de los hechos había inhalado como cuatro gramos de cocaína.

Ambos enfrentan cargos por la muerte violenta de Karen Itzel Atilano López, de 22 años de edad y quien habitaba en la colonia Santa Martha, en Escobedo.

Ella era madre de dos niños y estaba separada de su esposo desde hacía varios meses. Laboraba como mesera en un bar gay de la avenida Colón, en el centro de Monterrey.

Presuntamente tenía unos tres meses de novio con Francisco Javier. Su cuerpo fue hallado con heridas de bala en el pecho y el abdomen, el pasado sábado 17 de diciembre en la carretera a Saltillo.

El hallazgo lo hicieron elementos de la Policía Federal a la altura del kilómetro 43, en territorio de García, durante un patrullaje de rutina.

Horas después y en forma circunstancial, policías de Coahuila detuvieron a los sospechosos en un filtro de revisión instalado en el kilómetro 21 de la misma arteria federal, en la ciudad de Ramos Arizpe.
Les aseguraron el bolso con pertenencias de la víctima, así como 11 casquillos percutidos y una pistola calibre .38 especial. Hasta el momento no se ha dado conocer el móvil del asesinato.