— ÓSCAR RODRÍGUEZ
26 de junio de 2013 / 12:43 a.m.

Oaxaca  • La coalición PRI-PVEM denunció al candidato para presidente municipal de la ciudadde Oaxaca por la coalición PAN- PRD-PT, Francisco Reyes, por presuntamente ofrecer zapatos a cambio de votos.

Los priistas informaron haber hallado una casa de seguridad, ubicada entre la calle de Abasolo y Privada del Calvario, donde los panistas y perredistas entregaban pares de zapatos a colonos de bajos ingresos, principalmente mujeres, a cambio de votar el próximo 7 de julio por el aspirante a la alcaldía municipal Francisco Reyes.

Las beneficiarias del calzado, según los prisitas, dejaban el número de credencial de elector y el lugar donde votarían, además de realizar la firma de una carta compromiso.

Entre los zapatos que se obsequiaban estaban zapatos de tacón, choclo para adulto y zapatito para niños y niñas.

Algunas de las personas que fueron descubiertas saliendo de la casa con las cajas de zapatos, refieren que fueron parte un obsequio que les hizo la casa de campaña de Paco Reyes, por su activismo político.

El vocero de la coalición “Compromiso por Oaxaca”, integrada por los partidos Revolucionario Institucional y Verde Ecologista de México, Marcos Cuevas, advirtió que se tomó un video y se grabaron testimonios de las personas que refirieron haber acudido al sitio a recibir los zapatos.

Indicó que también se certificó con notario público y se llevó a un agente del Ministerio Público para que levantara el acta y se integrara una averiguación por delito de orden electoral.

Cuevas dijo que la coacción del voto a cambio de cualquier tipo de prebenda implica un delito electoral que se castiga con prisión.

Lamentó el “manejo indiscriminado” de los recursos públicos que presuntamente utiliza la coalición PAN-PRD y PT para hacerse de simpatizantes de votantes para ganar la elección.

Cuevas dijo que se han presentado al menos tres denuncias ante la Fiscalía Especializada para Delitos Electorales contra el candidato de la coalición PAN, PRD y PT, Pancho Reyes, por la presencia de funcionarios públicos en su campaña, por uso indebido del padrón de Oportunidades para crear redes electorales y por la compra del voto a cambio de zapatos.