FERNANDO DAMIÁN
23 de junio de 2013 / 04:02 p.m.

Ciudad de México • El coordinador del PAN en la Cámara de Diputados, Luis Alberto Villarreal, advirtió a sus correligionarios en el Senado de la República que "los adversarios no están en casa, sino en las boletas electorales el próximo 7 de julio".

"Que nadie se confunda: la tarea más importante de Acción Nacional es oponerse al PRI en el campo electoral, sin oponerse jamás a México en el terreno parlamentario. Esa es la convicción que debemos tener todos los panistas y que hemos hecho valer en el Congreso de la Unión y en el Pacto por México", puntualizó.

Villarreal se refirió así a la disputa por las posiciones de poder y el control financiero de la bancada albiazul en el Senado de la República y dijo que por encima de los conflictos internos, “es responsabilidad de todos los panistas distinguir lo urgente, que es rebasar nuestras diferencias coyunturales, de lo importante: darle a México las reformas que por tantos años quedaron en el tintero”.

En un comunicado de prensa, el legislador por el estado de Guanajuato remarcó que la discusión interna ha sido siempre un valor y no una debilidad de Acción Nacional, pero afirmó:

"Que le quede claro a todos los que han abonado al encono: Acción Nacional es patrimonio de los ciudadanos y de nadie más. Nuestra tarea es dejar atrás las rencillas para seguir demostrando con hechos que el PAN está con México en las buenas y en las malas".

Villarreal expresó su absoluto respeto a los senadores de Acción Nacional y dijo: "Juntos vamos a jugar un papel clave en la discusión de las reformas políticas, electorales y económicas que serán de gran calado para el país y que fueron esbozadas en el Pacto por México. Muy pronto daremos más detalles de las mismas, de cara a la opinión pública, con el sello indeleble de Acción Nacional".

Subrayó que, a pesar de sus francas diferencias, los panistas han logrado instrumentar el Pacto por México a nivel parlamentario, y estimó que unidos lograrían recuperar el terreno electoral perdido.

Celebró asimismo la construcción de consensos legislativos relevantes, no obstante el proceso electoral en marcha, lo que prueba el papel que Acción Nacional ha jugado como oposición responsable: "perdimos el poder, porque en democracia ni las derrotas ni las victorias duran para siempre, pero no perderemos el partido".