AP
12 de mayo de 2016 / 04:09 p.m.

Washington.-  Los gobiernos latinoamericanos han respondido de manera insuficiente a la creciente explotación sexual de niños causada en el planeta por flujos turísticos nacionales e internacionales, denunció el jueves una coalición global de organizaciones dedicadas a erradicar la prostitución y pornografía infantil y el tráfico de niños con fines sexuales.

End Child Prostitution, Child Pornography and Trafficking of Children for Sexual Purposes (ECPAT International) señaló que los gobiernos no han la dado la debida importancia al tema pese a que entre 1980 y 2013 se cuadriplicó la cantidad de turistas que América Latina recibió.

La coalición difundió un informe global en el que calificó a la pederastia como un "fenómeno endémico global" pese a un esfuerzo multisectorial iniciado por la comunidad internacional desde que Estocolmo albergara en 1996 el primer congreso mundial sobre la explotación sexual de niños con fines de lucro.

Milena Grillo, directora de la Fundación Paniamor en Costa Rica e integrante del comité de expertos que asesoró a los investigadores, dijo a The Associated Press que la recopilación de estadísticas es muy complicada por la clandestinidad que suele rodear a estos encuentros pero aseguró que hay consenso entre los expertos de que el problema va en aumento.

"En 1996 los estados se sorprendían con este tema. Ahora hay claridad, hemos avanzado en cuanto a crear conciencia", indicó Grillo vía Skype. "Hay algunas estrategias interesantes de respuesta y protección. Si no hay participación del sector privado, el estado lo tiene muy difícil. Tenemos un desafío gigante".

La organización con sede en Bangkok dijo que nueve de los 14 países latinoamericanos evaluados decidieron elaborar planes de acción específicos para combatir la explotación sexual de niños causada por flujos turísticos, pero que solo cuatro están vigentes.

"Deficiencias en el monitoreo y evaluación, la falta de cooperación entre autoridades nacionales y locales y limitados recursos financieros y humanos han permitido solo implementación parcial", señaló el documento.

El informe asoció el incremento de viajes turísticos, para asistir a conferencias, trabajar en construcción o la migración de zonas rurales a urbanas, y una desarrollada infraestructura de transporte con un incremento en la cantidad de pederastas que buscan activamente o se aprovechan de oportunidades para tener sexo con niños en América Latina.

ECPAT International señaló que la región no solo es origen, tránsito y destino para el tráfico de personas, sino que además es terreno fértil para la producción y diseminación de imágenes de abuso sexual.

El reporte identificó a la gran dependencia del ingreso proveniente de turistas, a la inequidad socio-económica, la violencia, la corrupción e impunidad como factores agravantes en América Latina.

La coalición recomendó incluir a la explotación sexual de niños por flujos turísticos en la implementación, seguimiento y evaluación de las Metas de Desarrollo Sostenible acordadas por la ONU para el año 2030 y darle rango de tratado internacional al código de ética de la Organización Mundial de Turismo.