16 de mayo de 2013 / 12:22 a.m.

 Ciudad de México • El dirigente nacional del PRI, César Camacho Quiroz, aseguró que el ex procurador general del consumidor, Humberto Benítez Treviño, fue víctima involuntaria de una comedia de equivocaciones y francos excesos en el ejercicio en una responsabilidad publica, por lo que su destitución “es una expresión de congruencia del presidente Enrique Peña Nieto”.

Previo a la reunión del Consejo Rector del Pacto por México, Camacho indicó que el cese del funcionario acredita el cumplimiento de un mandato legal del mandatario nacional para la dignificación y el compromiso por una gestión respetuosa de la ley en la que “los excesos no tienen lugar”.

“Es una expresión de congruencia del presidente Peña Nieto y de su gobierno, se trata de una decisión firme, no obstante Humberto Benítez Treviño goza de respetabilidad como abogado, servidor publico y ser humano. Quizá de manera involuntaria se vio envuelto en una comedia de equivocaciones y de francos excesos del ex servicio de una responsabilidad publica”, dijo

 — ISRAEL NAVARRO