6 de marzo de 2013 / 12:56 a.m.

El líder del PRD consideró que si la detención de la lideresa del SNTE no se quiere ver como venganza, se debe actuar contra otros líderes sindicales y ex gobernadores en condiciones similares.

 

Oaxaca.- El dirigente nacional del Partido de la Revolución Democrática, Jesús Zambrano, aseguró que la caída y detención de Elba Esther Gordillo, lideresa vitalicia del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, fue resultado de los acuerdos alcanzados en el Pacto por México.

Afirmó que faltan por caer otros “"peces gordos”", entre ellos Carlos Romero Deschamps, líder del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana, y una decena de ex gobernadores priistas que cometieron presuntamente delitos de peculado y lavado de dinero, como Humberto Moreira, Tomas Yarrington y Ulises Ruiz.

El perredista afirmó que la justicia y el Estado de derecho se hicieron presentes sin duda y finalmente con la captura de la profesora Gordillo, que consideró representa “"la impunidad, la corrupción, la antidemocracia, además del atraso educativo para el país”".

En su opinión, “"se cumplió con un deseo de la mayoría de los mexicanos, principalmente las mujeres y hombres honestos de este país”".

-¿Cree usted que la captura de Elba Esther fue resultado de los acuerdos del Pacto por México?

-Yo estoy convencido que esta detención no se hubiera hecho, no hubiera sido posible si no hubiera estado previamente el Pacto por México que ya estaba en curso, justamente con una reforma educativa que tiene como propósito fundamental elevar el nivel de la educación en este país, y de aquí el gran aviso para los que vienen.

Zambrano sostuvo que hay la gran posibilidad de que otros líderes sindicales corruptos caigan.

"“Si no quieren que se vean como se ha señalado que pareciera una venganza política o como una detención por consigna, que se haga valer la misma decisión contra otros líderes sindicales y ex gobernadores como Andrés Granier, Humberto Moreira y Ulises Ruiz y Tomas Yarrington, entre otros muchos mas"”…

A Zambrano lo secundó Gustavo Madero, líder nacional del Partido Acción Nacional, quien pidió al presidente Enrique Peña llevar a prisión al resto de dirigentes sindicales y políticos que han incurrido en corrupción.

ÓSCAR RODRÍGUEZ