22 de julio de 2014 / 01:43 a.m.

Saginaw.- Un jefe de policía de Michigan cambió el diseño de los uniformes que llevan los presos, de color naranja a uno con rayas blancas y negras, orillado en cierto sentido por la cultura popular.

El jefe de policía del condado Saginaw, William Federspiel, dijo al periódico The Saginaw News que los uniformes color naranja cada vez más son considerados artículos de moda, especialmente porque son los que se usan en programas de televisión como la popular serie de Netflix "Orange Is the New Black".

Federspiel dice: "Algunos piensan que está bien verse como un interno de la cárcel del condado Saginaw, por eso visten overoles en el centro comercial o en público". Sostiene que los internos a veces trabajan en sitios públicos y no quiere que haya confusión alguna.

La moda carcelaria es relativamente barata. El jefe de la policía dice que los overoles, que duran unos dos o tres años, cuestan 11.73 dólares cada uno.

FOTO: Ap