MIRIAM CASTILLO, ANGÉLICA MERCADO Y MARIANA OTERO-BRIZ
27 de agosto de 2013 / 12:17 p.m.

Ciudad de México • El presidente Enrique Peña dará el 1 de septiembre un mensaje con motivo de su primer Informe de labores en el Campo Marte, sede nunca antes utilizada para ello.

 

El mensaje se efectuará en la explanada principal del complejo militar, donde se harán adecuaciones para colocar una carpa, una sala de prensa y un área para invitados especiales.

Se espera que entre los asistentes acuda el gabinete legal y ampliado.

 

Aunque aún no se cuenta con un programa oficial para la ceremonia, se prevé que a las 11:00 horas Peña dé inicio al acto y participe como único orador.

 

De manera inicial, se había planteado que el mensaje fuera frente al gabinete en pleno en Palacio Nacional.

 

Después se manejó la posibilidad de acudir al Auditorio Nacional, como lo hicieran las administraciones panistas, pero tampoco se concretó dicha opción y la mañana de ayer comenzaron a instalarse estructuras metálicas en el Campo Marte.

 

Uno de los factores para cambiar la sede del mensaje fue la presencia de los maestros de la CNTE que se encuentran en plantón en el Zócalo, pues complican el arribo de los invitados sede itinerante.

 

Desde las administraciones panistas no se ha establecido una sede fija para ofrecer el mensaje a propósito del Informe de gobierno, después de que el 15 de agosto de 2008 fuera modificado el artículo 69 de la Constitución y no hiciera obligatoria la presencia del Presidente en el Congreso.

 

El último año de gestión de Vicente Fox, las condiciones políticas y una manifestación de legisladores perredistas impidió que el mandatario federal diera su mensaje desde la tribuna del Congreso y se limitó a entregarlo por escrito.

 

En 2007, se tenía previsto que el presidente Felipe Calderón diera su mensaje en el Auditorio Nacional, pero debido a una incursión del entonces líder del PAN, Manuel Espino, decidió cambiarse de última hora y trasladarse a Palacio Nacional. Ese mismo año, acudió al Congreso, pero no pudo ocupar la tribuna.

 

En 2008, fue el primer año en el que al inicio del periodo de sesiones, Calderón no tuvo que asistir al Congreso por mandato constitucional. Ese año se tenía prevista una comida con el mandatario y algunos medios de comunicación, misma que también se canceló.

 

Para 2009 y 2010 se concretó un mensaje del Presidente en las instalaciones de Palacio Nacional.

 

En 2011, después de la tragedia del casino Royale, Calderón ofreció su mensaje en el Museo de Antropología con mil 200 invitados, en lugar del Auditorio Nacional con casi 10 mil que era el plan original.

 

Para el último año del gobierno calderonista, el mensaje se efectuó en Palacio Nacional.

 

Hay confianza

Peña anunció que el siguiente paso en la reforma educativa es aprobar la ley pendiente.Confió en que el Congreso de la Unión pronto pueda analizar y aprobar la ley en la materia, que fue detenida para su discusión, debido a las protestas de la CNTE.

 

"El siguiente paso es aprobar la Ley General del Servicio Profesional Docente, que en este caso, y déjenme ser explícito, a partir de algunos sectores que se han opuesto a esta legislación, a este tercer ordenamiento legal, cuando me parece que los beneficios son mayores", dijo.

 

Durante un acto en Xochitepec, Morelos, en el que estuvo acompañado por los líderes de del PRD, Jesús Zambrano, y del PRI, César Camacho, el mandatario federal dijo que es necesario ir por las reformas de manera integral para enfrentar los retos globales que tiene el país.

 

Admitió que sabía que todo proceso de transformación enfrentará resistencias, pero valdrán la pena los ajustes que realicen cada uno de los rubros.

 

Hizo un reconocimiento a todos los integrantes del Pacto por México por su participación y empeño para concretar la reforma.

 

"Confío en que en el Congreso se habrá de analizar la iniciativa esperando que prospere, porque es un tercer pilar para cristalizar el espíritu que inspiro el cambio institucional para la niñez", dijo.

 

"No se detendrán": Osorio

El secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, advirtió que las reformas no se detendrán, pese a la resistencia que haya, y puntualizó que el gobierno buscará los acuerdos, pero si éstos no se alcanzan y lastiman a terceros, entonces se actuará aplicando el estado de derecho.

 

"Y esto no lo tomen más con actuar con toda seriedad como exige la mayoría de los mexicanos. No es a partir de amenazas, es partir de saber que cada quien tiene una responsabilidad y la nuestra es que el país vaya adelante", dijo.

 

Al reunirse con senadores del PRI, Osorio dijo que en el caso del magisterio, el tema de evaluación “sigue de inmediato” y puede ser en un periodo extraordinario.

En privado, senadores dijeron que el funcionario dejó claro que todo tiene un límite y éste será la afectación a terceros. También aclaró que no pactó nada con los maestros, más que garantizar el ser escuchados por los legisladores.