11 de enero de 2016 / 10:18 a.m.

Buenos Aires. - La policía argentina detuvo el lunes a dos narcotraficantes condenados a prisión perpetua por un triple asesinato que se habían fugado hace dos semanas junto al líder de la banda, que ya fue apresado, en un caso que movilizó al país por sus supuestas vinculaciones políticas.

El caso generó fuertes críticas contra el recién asumido Gobierno del presidente Mauricio Macri, que el sábado reportó que había capturado a los tres delincuentes y luego debió reconocer que había recibido información falsa y que sólo tenía al cabecilla del grupo. 

"Los dos prófugos están detenidos. Los han detenido las Tropas de Operaciones Especiales de la Policía de Santa Fe", dijo a una radio local Carlos Fascendini, vicegobernador de la provincia donde desde hace días los fugitivos huían de un enorme operativo de las fuerzas de seguridad.

Según declaraciones de vecinos, los reos fueron atrapados en una zona productora de arroz en la provincia agrícola de Santa Fe, unos 580 kilómetros al norte de la capital argentina. Los fugados estaban en un molino arrocero con el encargado del lugar como rehén, de acuerdo al relato de su esposa a la TV local.

Los hermanos Martín y Cristian Lanatta y Víctor Schillaci escaparon el 27 de diciembre de una prisión de la provincia de Buenos Aires, donde pagaban los homicidios del farmacéutico Sebastián Forza, su socio Damián Ferrón y el empresario Leopoldo Bina en 2008.

Martín Lanatta, el líder de la banda, fue detenido el sábado e inmediatamente trasladado a la capital del país sudamericano.

El triple asesinato desató una fuerte conmoción en el país por revelar supuestas mafias de laboratorios involucrados en el tráfico de efedrina a México. Esta sustancia es usada para fabricar drogas sintéticas.

En esa misma causa, aparece involucrado el empresario argentino-mexicano, Carlos Ahumada Kurtz, a quien recientemente se le relacionó al tráfico de uranio a China y al Cártel de Guerreros Unidos de acuerdo con la declaración de Sidronio Casarrubias, líder de esa organización criminal, a la PGR.