CAROLINA RIVERA E ISRAEL NAVARRO
25 de agosto de 2013 / 05:56 p.m.

México • El secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, aseguró que la reforma educativa va para adelante y no se va a detener ante quienes pretenden llevar al país al enfrentamiento y la violencia, por lo que advirtió que la autoridad actuará cuando el diálogo se vea rebasado y así imperará la ley.

 

Durante su participación en el seminario "Alineación Estratégica y Gobernanza Eficaz", organizado por el PRI, Osorio Chong llamó a no ceder ante quienes privilegian la confrontación y anticipó que no tolerarán actos de impunidad de los maestros de la CNTE.

 

"Les digo, y lo dejo claro: a quienes asuman que este tipo de acciones les va a permitir impunidad y que puedan violentar al país, están equivocados. Los mexicanos no queremos eso y por supuesto que vamos a defender lo que quieren los mexicanos", puntualizó.

 

El secretario de Gobernación reconoció que si bien el gobierno federal debe ser tolerante, existen límites que no pueden ser superados. "Sí somos tolerantes, pero también hay límites".

 

En este sentido, Osorio Chong señaló que están equivocados quienes consideran que el acuerdo alcanzado con la CNTE lastima el espíritu de la reforma educativa, aun cuando rechazó que descalifique las propuestas presentadas por "grupos que se resisten a la transformación del país".

 

"Vamos adelante con la reforma, no se va a detener. Estamos trabajando mucho para que entiendan que no es por la vía de los bloqueos, de la violación a los derechos de terceros, como pueden conseguir algo de lo que ellos piensan que es mejor; no descalifico lo que piensan, pero tenemos que entrar a otra normalidad política", agregó.

 

Sin embargo, reiteró que desde la Secretaría de Gobernación realizan su trabajo desde la vía pacífica, con acuerdos y pactos, con el objetivo de superar los desencuentros que se han generado ante los grandes problemas.

 

"Yo soy un convencido de que puede haber entendimiento, que cuando se quieren lograr los grandes retos y transformaciones se pueden alcanzar a partir, solo y siempre, de que cada quien ponga un poco para lograr y alcanzar esos grandes acuerdos", enfatizó.

 

El secretario de Gobernación aseguró que las tres leyes secundarias derivadas de la reforma educativa incluyen los intereses de la mayoría para garantizar la impartición de una educación de calidad que permita afrontar los retos de la actualidad.

 

Agregó que a nueve meses de la creación del Pacto por México, se han logrado consolidar acuerdos en beneficio de los ciudadanos, por lo que enfatizó que éste permanecerá con el apoyo de aquellos que anteponen el beneficio del país a los intereses partidistas.

 

"Una y otra vez los constructores de nada, los hacedores de poco, le apostaban una y otra vez a que le fuera bastante mal a este Pacto, a que no saliéramos hacia adelante, y afortunadamente ha podido salir, porque son muchos más a los que les interesa el país, que quienes no quieren que esto siga", señaló.

 

En este contexto, puntualizó que el presidente Enrique Peña Nieto asume las consecuencias de las reformas que ha presentado, en especial la energética, ya que es un mandatario audaz y atrevido para realizar las reformas que el país requiere para avanzar.

 

Por lo que llamó a aquellos grupos que se resisten a la transformación a dejar atrás las inercias y aprovechar la oportunidad que existe en la actualidad para consolidar una reforma energética que evite el estancamiento económico, con las consecuencias en seguridad social y política.