NOTIMEX
22 de junio de 2016 / 03:30 p.m.

Nueva York.- El pre candidato  presidencial republicano Donald Trump calificó hoy a su rival demócrata, Hillary Clinton, como una persona fundamentalmente deshonesta, cuyas políticas internas y externas pondrían en riesgo la economía y seguridad de Estados Unidos.

En un discurso ofrecido en una de sus propiedades en Nueva York, Trump respondió con severos ataques personales al discurso que Clinton ofreció el martes, en el que aseguró que si Trump llega a la Presidencia, sumirá a Estados Unidos en una profunda recesión económica.

En su tradicional estilo hiperbólico, Trump, afirmó que Clinton es “una mentirosa de clase mundial”, y que la ex secretaria de Estado era “quizás la persona más corrupta en jamás haber buscado la Presidencia de Estados Unidos”.

El republicano sugirió que Clinton es dominada por los intereses privados que han donado dinero para su campaña y para sus actividades previas a la carrera presidencial, y que en ese sentido ella ha “perfeccionado las políticas de las ganancias personales y el robo”.

En materia económica, Trump expresó que las políticas impulsadas durante el periodo de Clinton como secretaria de Estado permitieron a China “robar miles de millones de dólares” en propiedad intelectual a Estados Unidos, mientras ella personalmente se enriquecía.

El republicano sugirió en varias ocasiones que Clinton mantenía supuestos acuerdos económicos para favorecer a otros países, y a sí misma, en detrimento de los intereses de los estadunidenses.

Asimismo, indicó que la política exterior de la ex secretaria de Estados había multiplicado la capacidad del grupo yihadista Estado Islámico (EI), y causado la muerte de estadunidenses.

Sus políticas “han costado miles de vidas estadunidenses y miles de millones de dólares, y desatado al EI en el mundo. Ninguna secretaria de Estado ha estado más equivocada, más a menudo, y en más lugares que Hillary Clinton. Sus decisiones han causado muerte, destrucción y terrorismo”, indicó Trump.

El republicano señaló que los correos electrónicos que Clinton mantuvo en su servidor privado como secretaria de Estado fueron obtenidos por entidades enemigas de Estados Unidos, aunque ninguna investigación ha apuntado a esta posibilidad.

Bajo esa lógica, Trump aseguró que los “enemigos” de Estados Unidos quizás ya conocían los “secretos más profundos y más oscuros” de Clinton, lo que la haría presa de un chantaje internacional y lo cual debía descalificarla de competir por la Presidencia estadunidense.

El republicano también se refirió a uno de sus temas principales de campaña: la migración, y la supuesta amenaza que representa a Estados Unidos.

Al respecto mencionó que los inmigrantes han matado a “miles” de estadunidenses, y aseveró que Clinton planeaba eliminar las restricciones migratorias y crear una nación de “fronteras totalmente abiertas”.