1 de abril de 2014 / 05:41 p.m.

CARTAGENA, Colombia.- En dos camiones enviados por colegas de Colombia, al menos tres medios periodísticos venezolanos esperan un cargamento de 52 toneladas de papel, que les alcanzará para seguir publicándose al menos por 15 días.

La iniciativa de un préstamo de papel surgió de la Asociación Colombiana de Editores de Diarios y Medios Informativos, una organización sin ánimo de lucro surgida en 1961 y que agrupa actualmente a 39 medios colombianos. El papel va destinado a los diarios El Impulso, El Nuevo País, y El Nacional.

Las toneladas de papel, importadas desde Canadá, llegaron al puerto de Cartagena el pasado 21 de marzo y los 75 rollos saldrán en la jornada en dos camiones por vía terrestre hacia la frontera para cruzar al vecino país por Paraguachón, en Venezuela y en el extremo norte de las dos naciones, según la Asociación.

La idea "es ayudar a estos medios que han tenido que bajar significativamente sus números de páginas porque no tienen acceso a papel", dijo a la AP John Ruiz, presidente de la junta directiva de Andiarios.

Los camiones con el papel llegarán a Venezuela el 3 de abril y "esperamos que el día tres cuando se nacionalice no haya problemas administrativos. Hemos sido muy juiciosos y muy disciplinados en sacar todos los documentos. Teóricamente no deberíamos tener ningún problema, pero bueno, el día tres lo sabremos", añadió Ruiz.

El costo del papel fue de unos 70 millones de pesos y fue comprado por Andiarios, dijo Nora Sanín, directora ejecutiva de la Asociación.

El préstamo de papel será pagado por los venezolanos una vez superen su crisis, añadió.

La iniciativa también es una invitación "para que los periódicos de otros países, para que las asociaciones de medios de libertad de prensa, apoyemos la prensa venezolana, los acompañemos, no los podemos dejar solos...es mucho lo que tenemos por hacer, lo que tenemos por ayudar. La prensa venezolana se ha mantenido erguida, ha hecho los esfuerzos mayores por seguir informando y merece el apoyo de todos los periódicos del mundo entero", añadió Sanín.

"Es una gran iniciativa de solidaridad que estos periódicos colombianos nos estén enviando papel tanto a nosotros como a El Impulso, como al El Nuevo País, que son los periódicos que tienen más crisis ahora", dijo en diálogo telefónico Miguel Henrique Otero, presidente editor del diario El Nacional, en Caracas, y el que también recibirá los rollos enviados por los colombianos.

Otero dijo que el próximo viernes viajará "a Brasil para tratar el tema del papel y allí buscaremos la forma de obtener papel de otros periódicos distintos a Andiarios".

Ya desde el mes pasado la Asociación Colombiana de Editores de Diarios y Medios Informativos,Andiarios, impulsa una campaña para publicar en los diarios locales notas de sus colegas venezolanos bajo el titular "Todos somos Venezuela. Sin libertad de prensa no hay democracia".

Un cartel con esa consigna adorna los dos camiones con los rollos de papel camino a la vecina nación.

Aunque las fallas en los suministros de papel periódico comenzaron hace varios meses, la situación llegó a un punto crítico debido a que algunos de los suplidores locales ya no disponen del producto y los diarios sólo cuentan con escasas reservas.

Debido a esa falta de papel al menos 10 diarios han dejado de circular por falta de materia prima, y 31 se han visto obligados a reducir su cantidad de páginas, según datos citados por la no gubernamental Espacio Público, ONG Espacio Público, que se dedica a la defensa de los derechos de los periodistas y la defensa de la libertad de expresión.

En el caso de El Nacional, dijo Otero, no reciben dólares desde mayo del 2013.

Desde el gobierno venezolano "han venido aplicando distintas estrategias para lograr la hegemonía comunicacional...y con los medios impresos, como no son concesión del Estado, han tratado todo y lo último que les quedaba eran las divisas al papel" para lograr ese control, dijo Otero.

Como la venta de divisas en Venezuela está sometida a un control de cambio desde el 2003, los periódicos han denunciado retrasos en la asignación de esos dólares para poder importar el papel necesario.

AP