19 de agosto de 2013 / 12:59 p.m.

La Coordinadora Nacional de Trabajadores de laEducación (CNTE) se declaró en paro indefinido en 20 estados, principalmente en Oaxaca, Michoacán, Guerrero y Chiapas, lo que afectará a 5 millones de estudiantes a escala nacional.

Francisco Bravo, dirigente de la sección 9, confirmó que toda esta semana habrá movilizaciones en la Ciudad de México, sobre todo en las inmediaciones de la Secretaría de Gobernación, el Senado y la Cámara de Diputados, para exigir que atiendan sus propuestas para las leyes secundarias de la reforma educativa.

""Es un hecho que el día de mañana algunos contingentes realizarán el paro indefinido de labores y algunos otros de manera progresiva se incorporarán al plantón. Por adelantado estamos esperando una participación en diferentes niveles de alrededor de 20 estados"", dijo Bravo.

Se espera que alrededor de 70 mil maestros marchen y que se refuerce el platón ubicado en la plancha del Zócalo. El paro también se realizará en las representaciones de la CNTE en Tlaxcala, Puebla, Veracruz, Morelos, Sonora, Sinaloa, Jalisco, Guanajuato, Chihuahua, Baja California, Durango, Nuevo León, San Luis Potosí, Aguascalientes y Distrito Federal.

En asamblea nacional, Bravo y los secretarios de Oaxaca y Michoacán, Rubén Núñez y Juan José Ortega Madrigal, respectivamente, acordaron impulsar un paro de 48 horas el 21 y 22 de agosto, concentración en el plantón del Zócalo el 21 de agosto, asumir el compromiso con los padres de familia e intensificar el trabajo pedagógico con los estudiantes para mejorar la educación.

También otorgar becas a estudiantes en condiciones de marginación, colocar mantas en escuelas en defensa de la educación pública y el empleo, una campaña informativa a través de las redes sociales y realizar la cuarta jornada pedagógica.

Este lunes regresarán a clases 30.5 millones de alumnos y un millón 500 mil profesores de educación básica y media superior; sin embargo, alrededor de 100 mil maestros de Oaxaca, Michoacán y Guerrero buscarán presionar a la Secretaría de Gobernación y al Congreso para ser recibidos.

""En abril comenzamos una serie de pláticas con Gobernación, que fue la interlocutora del gobierno federal, y acordamos realizar foros para que se escuchara la voz de los maestros.

""Resulta que ahora, comparando las leyes que se filtraron en abril y las que presentaron hace algunos días, el gobierno no tomó en cuenta ninguna opinión de los maestros y esto nos parece incorrecto y una falta de respeto"", destacó Bravo.

Juan José Ortega, secretario general de la sección 18 de Michoacán, dijo: ""Hay mucha molestia y seguramente en toda esta semana habrán movilizaciones multitudinarias con enorme participación de los maestros"".

En tanto, el magisterio disidente de Oaxaca indicó que no se hace responsable de dejar sin clases a un millón 300 mil niños, y culpó a los gobiernos de Gabino Cué y de Enrique Peña Nieto del paro indefinido de labores.

""Ellos son los responsables de este paro... en tanto no se abroguen las reformas, seguiremos en la lucha"", señaló Rubén Núñez, secretario general de la sección 22.

 — FANNY MIRANDA, ALEJANDRO MADRIGAL Y ÓSCAR RODRÍGUEZ