AP
20 de octubre de 2015 / 11:32 a.m.

Tokio.- Un hombre de más de 40 años que trabajó en la planta nuclear de Fukushima después del desastre de 2011 es la primera persona que se confirma contrajo cáncer por exposición a la radiación, anunciaron las autoridades japonesas el martes.

El ministerio de salud y trabajo precisó que el hombre, que no fue identificado, recibió aprobación del gobierno para obtener compensación por la enfermedad inducida por la radiación.

Se informó que el trabajador instaló cubiertas en los reactores dañados desde octubre de 2012 hasta diciembre de 2013. En cambio no trabajó en Fukushima en las semanas después que un intenso maremoto destruyó la planta en marzo de 2011, cuando los niveles de radiación arreciaron. La planta ya ha sido estabilizada, excepto por ocasionales filtraciones de agua contaminada.

El paciente había trabajado en otras plantas nucleares antes de Fukushima, dijo el ministerio. Los expertos médicos no pudieron determinar si su exposición a la radiación de Fukushima fue la causa directa de su leucemia, dijo un funcionario del ministerio con la condición del anonimato debido a lo delicado de la situación, pero se determinó que su exposición a 19.8 millisievert (mSv, una medida de radiación) fue sobre todo por su trabajo en Fukushima, agregó el funcionario.

El caso podría constituir una advertencia sobre futuros casos de cáncer debido a que su exposición estuvo por debajo del límite anual ampliamente reconocido para los trabajadores en el sector nuclear.

Japón usa el nivel de 100 mSv para decidir si se permite el regreso de los residentes en viviendas cerca de la planta. Durante lo peor de la crisis, más de 170 trabajadores quedaron expuestos a la radiación superior a ese nivel, que se reconoce como un riesgo mayor de desarrollar cáncer.

No se han atribuido muertes a la radiación en Fukushima, aunque varios trabajadores de la planta murieron debido a lesiones o enfermedades como apoplejía o ataques cardíacos.