AP
3 de febrero de 2016 / 05:02 p.m.

Corea del Sur.- Corea del Sur advirtió sobre "abrumadoras" consecuencias si Corea del Norte no abandona sus planes de lanzar un cohete de largo alcance, que, según críticos, sería una prueba prohibida de tecnología de misiles balísticos.

La retórica surcoreana respecto a duras consecuencias no especificadas ocurrió menos de un mes después de la desafiante cuarta prueba nuclear del Norte y en momentos en que diplomáticos trabajan en la Organización de las Naciones Unidas sobre nuevas sanciones fuertes contra Pyongyang.

Corea del Norte informó el martes a organizaciones internacionales sobre sus planes de lanzar un satélite de observación de la Tierra sobre un cohete entre el 8 y el 25 de febrero, y si patrones previos norcoreanos representan algún indicio, las coléricas advertencias de sus vecinos y de Estados Unidos probablemente no disuadirán el lanzamiento.

La declaración de lanzamiento, cuya finalidad es advertir a civiles, embarcaciones y aeronaves en el área sobre el cohete y las partes sobrantes que caerán a tierra, se dio después de la afirmación no confirmada de Corea del Norte de que el 6 de enero probó una bomba de hidrógeno, la cuarta prueba nuclear de la nación. Un lanzamiento sería visto como un desaire por parte de Corea del Norte a su único aliado importante, China, cuyo representante para asuntos coreanos llegó el martes a Pyongyang para negociaciones.

Corea del Sur y funcionarios estadounidenses dijeron que el lanzamiento amenazaría la seguridad regional y violaría resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU que prohíben al país involucrarse en cualquier actividad balística.

En Washington, Daniel Russel, diplomático de mayor rango para el este de Asia, dijo que Estados Unidos estaba dando seguimiento a los reportes sobre el planeado lanzamiento de Corea del Norte. Señaló que un lanzamiento que utiliza tecnología de misiles balísticos sería otra violación a una prohibición de la ONU y fortalecería el argumento para que la comunidad internacional imponga "consecuencias reales" sobre Corea del Norte por comportamiento desestabilizador.