6 de febrero de 2013 / 12:12 a.m.

El encargado de las finanzas del PRD aseguró que durante la campaña presidencial López Obrador gastó 286 millones de pesos, de los 336 millones que permite la ley electoral.

 Ciudad de México • El secretario de Finanzas del PRD, Xavier Garza, acusó al Instituto Federal Electoral (IFE) de estar favoreciendo al PRI en cuestión de la fiscalización de los gastos de campaña de la pasada elección presidencial.

En entrevista, con Ciro Gómez Leyva, en Radio Fórmula, el perredista también culpó a la unidad de fiscalización del IFE de aplicar criterios diferentes en la distribución de los gastos para la campaña de Andrés Manuel López Obrador, con lo que se estaría rebasando el tope de campaña.

“El artículo 177, en su fracción A, habla de que 50 por ciento de los gastos se le cargará de manera igualitaria a todas las campañas beneficiadas. En la fracción B, los partidos distribuirán ese costo como a ellos les plazca.

“El Movimiento Progresista decidió prorratear y básicamente ese argumento no fue aceptado por el IFE. El 8 de octubre se entregó el informe de gastos y el IFE dijo que no aceptaba ese criterio y necesitas cargarle todos los gastos al informe”, explicó.

De acuerdo con Garza, durante la campaña presidencial de AMLO se gastó 286 millones de pesos, de los 336 millones que permite la ley electoral, con las modificaciones que hace el IFE la cantidad se elevó hasta 396 millones, rebasando el tope.

“El artículo 177 dice que se puede prorratear (dividir el costo) en bases a las campañas beneficiadas. Ejemplo: las banderas y las gorras, se mandan a hacer, nosotros las pagamos, una parte los diputados y en otra parte la campaña de AMLO.

Sin embargo, el IFE dice que los diputados no se beneficiaron ese tipo de propaganda y todo hay que cargarlo a Obrador. Dice que no puede aceptar mi criterio.

“Mandé a todos los diputados los elementos de campaña genéricos, con leyendas de AMLO y eso es lo que el IFE está contando todo como de Obrador”, afirmó.

No obstante, aclaró, no hicieron lo mismo para la campaña de Peña Nieto; “Este cilindro no fue prorateado. Si el cilindro cuesta un peso, 50 centavos deberían ser cargados a AMLO y 50 a diputados. Pero la unidad de fiscalización no lo calculó así. En cambio, la propaganda de Peña solo se le atribuyó el costo de 1 centavo por unidad.

“El IFE dice que el objeto solo benefició a la campaña de López Obrador. Hay expedientes de Excel que documentan que el IFE no argumentó bien su prorateo.La cédula solo contiene datos de la unidad de fiscalización y no del partido, entonces la unidad de fiscalización se los asignó”, dijo.

El dictamen de la Unidad de Fiscalización consta de 5 mil cuartillas y “cuyo objetivo original es que se viera en 48 horas. No había forma de que alguien lo hubiera revisado bien”, indicó.

Por ello, exigió que los criterios fueran iguales, pues el hecho que se hagan las cuentas de manera diferente, hace que la situación sea inequitativa.

“No está bien calificada en el momento que utiliza criterios desiguales y que no nos justifica de la misma manera. Yo esperaría que se regresara el dictamen. Se debe hacer una reforma electoral que tenga pasos marcados. Que no se tenga que interpretar.

“Queremos ser transparentes y esperamos poder publicar las cuentas, sin criterios. No es un asunto de sumas y restas. Esperemos que se regrese el dictamen y la equidad sea la que impere en la calificación”, solicitó.

Se espera que mañana el consejo general del IFE analice el tema de la fiscalización de los partidos en las pasadas elecciones presidenciales.

Redacción