24 de diciembre de 2014 / 12:27 a.m.

Washington.- La directora para Estados Unidos del Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba, Josefina Vidal, señaló hoy que su país tiene "profundas diferencias" con Estados Unidos, pero está dispuesto a discutirlas.

"Estados Unidos y Cuba tienen profundas diferencias en temas serios, incluyendo derechos humanos, democracia, el modelo político, el ejercicio de la soberanía y aún en relaciones internacionales", dijo la funcionaria cubana en entrevista con la cadena CNN.

Apuntó que el presidente Raúl Castro reiteró la disposición del gobierno de Cuba a discutir esos temas con Estados Unidos "sin renunciar a ninguno de nuestros principios e ideales de independencia y autodeterminación".

A la pregunta de si con la reanudación de relaciones diplomáticas entre ambos países y el levantamiento de sanciones, el gobierno cubano abordará temas de democracia, dijo que la isla no sólo está dispuesta a discutir, sino que está "promoviendo" derechos humanos.

Vidal expresó su esperanza en que se concrete la normalización de relaciones entre los dos países, y dijo que las negociaciones entre ambos gobiernos han tomado dos años y medio hasta este punto.

Destacó que los presidentes Castro y Barack Obama tienen el firme deseo de normalizar las relaciones, y recordó que va a ser un proceso gradual que requiere acuerdos entre ambos lados.

En temas particulares, Vidal dijo que su gobierno no extraditará a la activista Joanne Chesimard, prófuga de la justicia estadunidense y asilada en Cuba en la década de 1980, incluida en la lista de "terroristas" de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI).

Chesimard escapó en 1979 de la prisión de Nueva Jersey donde cumplía cadena perpetua por participar en el asesinato de un policía, y el gobernador de ese estado, Chris Christie, urgió a Obama el viernes pasado a exigir al gobierno cubano su extradición.

Sin embargo, Vidal reiteró que su gobierno tiene el derecho de brindar asilo a las personas que desee.

FOTO Y TEXTO: NOTIMEX