DAVID MONROY
14 de junio de 2013 / 01:19 a.m.

Cuernavaca • Carlos Alberto Pérez Cuevas, coordinador de los diputados locales del Partido Acción Nacional (PAN) en el país, aseguró que el gobernador de Morelos, Graco Ramírez debe dejar de “echar culpas y de ver al pasado” para justificar la poca efectividad mostrada en la mayoría de los rubros donde prometió cambios y mejores, como la seguridad.

Al acudir a Morelos para dar el respaldo del comité nacional del blanquiazul a la fracción parlamentaria de ese partido, en particular para el coordinador de ese organismo en la Cámara de Diputados, Javier Bolaños Aguilar, quien se ha confrontado abiertamente con el mandatario quien constantemente acusa al PAN de la debacle estatal en varios rubros, pero también señaló directamente a Bolaños de haber sido "el maletero del dinero" para sobornar a los diputados de la anterior legislatura, Pérez Cuevas exigió al mandatario estatal frenar los embates contra sus compañeros de partido y le recordó que ahora debe dedicarse a gobernar, no ha generar conflictos.

"Cuando un gobierno gobierna bien, se ve en obras, en acciones, se ve en hechos concretos; cuando un gobierno no gobierna bien, se vuelve un gobierno de pretextos, de culpas, de echar… de repartir cosas al pasado… el gobierno (de Graco Ramírez) tiene que ponerse a trabajar y no tiene que repartir culpas cuando ha pasado prácticamente medio año de un gobierno que no puede llamarse nuevo…", espetó el legislador del blanquiazul.

La confrontación entre el PAN y el gobernador de filiación perredista tomó un nuevo aire luego de la presentación de la propuesta de adeudo para el Gobierno del estado y los 33 municipios que fue llevado por Graco Ramírez al Congreso del estado hace unos días.

En su planteamiento, el mandatario busca "refrescar" las finanzas estatales y de los 33 municipios, la mayoría en grave situación económica, y propone que los diputados aprueben que se obtenga un crédito por más de 4 mil 500 millones de pesos, para ser pagados, en el plaza más largo, en 20 años.

La idea fue criticada abiertamente por el PAN, que argumentó que el Gobierno –que aún encabezaba hace unos meses—no está en mala situación económica, sin embargo, tampoco tiene las condiciones para servir de aval a los 33 municipios, que a su vez comprometerían los ingresos de las próximas cuatro administraciones.

Al respecto, el también coordinador de los diputados locales del PAN en e Distrito Federal, aseguró que el PAN se opone al endeudamiento porque representa asumir compromisos para los que no está preparado el estado, pero también porque la propuesta no ofrece explicaciones ni detalles de cómo se pagaría, cuánto costaría, entre otros puntos, por lo que la fracción parlamentaria panista –dijo—tiene indicaciones de oponerse a dicho endeudamiento.

"Es para nosotros (necesario saber) para qué serán destinados (los préstamos), cuánto tiempo, cómo se pagará… y cómo no afectarán las finanzas del estado (…) la deuda no es mala, pero cuando no se sabe en qué será o cómo será invertida (no se puede aprobar)…", apuntó.