7 de mayo de 2013 / 11:48 p.m.

Oaxaca • El precandidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el municipio de Tlaxiaco José Yuri Arias Cruz denunció persecución y represión política de parte del gobierno de Gabino Cué, luego de que le fue girada una orden de aprehensión librada en su contra por delitos de no cometió.

Según la denuncia penal y orden de aprehensión girada por el Juez Sexto de lo Penal en contra del aspirante, Arias habría dejado de pagar a una decena de enfermeras del Hospital Civil una serie de prestaciones y contra prestaciones cuando fue director administrativo de la Secretaría de Salud Estatal en el régimen del ex gobernador Ulises Ruiz,

En su defensa, el aspirante acusó a la diputada local del Partido del Trabajo (PT) Hita Beatriz Ortiz Silva de haber presionado al Presidente del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), Alfredo Lagunas y al Procurador de Justicia Manuel de Jesús López para amparar una denuncia penal sin sustento en su contra para inhabilitarlo como candidato a la alcaldía de Tlaxiaco.

Arias Cruz, refirió haber tenido conocimiento del proceso que se instruyó, desde agosto del 2012, del cual presentó pruebas para alegar su defensa, mismas que nunca fueron incorporadas al expediente, evidenciando que hay consigna para liberar la orden de captura en su contra, a pesar de haber pagado una fianza de 172 mil pesos.

"Yo comprobé en su momento que no había delito que perseguir, presenté los documentos que soportaban mi dicho y mi inocencia y dejaban sin efecto las denuncias de peculado en mi contra. Sin embargo, me he enterado que se ha reactivado el proceso, lo que evidencia que hay un uso faccioso de la justicia en Oaxaca".

Arias Cruz, quien se encuentra amparado, sostiene que exigirá al juez se le dicte el acto de libertad porque no hay las pruebas suficientes para sentenciarlo.

Respecto a las acusaciones de los trabajadores que denunciaron la falta de pago al Fovisste y a terceros el ex funcionario sostiene que efectivamente hubo un retrasó, que no fue generado en su área, sino en la Secretaría de Finanzas Estatal y que se liquidó, sin generar pasivos o cobros moratorios en prejuicio de los empleados, entre ellos médicos y enfermeras del Hospital Civil de la ciudad de Oaxaca.

"Aquí muestro un documento del mismo Fovisste, que aclara que no hay adeudo, tampoco lo existe en el ámbito local, y de la misma forma hago público una oficio rubricado por la Secretaria de Salud, que revela que argumenta que todos los trabajadores gozan del pago de sus prestaciones correspondientes, sin registrarse pasivo alguno".

El pre candidato adelantó que ha demandado la intervención de organismos de derechos humanos y lamentó que haya una actitud facciosa de la justicia de Oaxaca para desacreditar oponentes políticos en la víspera del proceso electoral de julio próximo.

OSCAR RODRÍGUEZ