15 de septiembre de 2014 / 05:13 p.m.

California.- Dos incendios fuera de control en California obligaron a cientos de personas a abandonar sus hogares y en una localidad turística junto a un lago quedaron destruidas una veintena de edificaciones.

El incendio comenzó el domingo por la tarde cerca de una comunidad al sur de la entrada al Parque Nacional Yosemite en California central y las autoridades evacuaron a un millar de vecinos, dijo la vocera de la policía del condado de Madera, Erica Stuart.

El Departamento de Bosques y Protección Antincendios de California (CalFire por su acrónimo en inglés) dijo que las llamas dañaron o destruyeron 21 estructuras. Según el periódico The Fresno Bee, un vecindario quedó gravemente afectado; varias casas fueron reducidas a cenizas y rescoldos ardientes.

"Esto es desgarrador", dijo al periódico el jefe de batallón de CalFire, Chris Christopherson. "La situación me enferma", apuntó.

El incendio comenzó en un camino rural en las afueras de la comunidad de Oakhurst, ubicada en una cuesta al sur de la entrada que conduce al Parque Nacional Yosemite y se extendió hasta el Bass Lake.

Atizado por el viento, el incendio consumió cuando menos 129 hectáreas (320 acres), dijo el portavoz del CalFire, Daniel Berlant.

El fuego está contenido en un 20%.

La región del lago es un popular destino turístico durante todo el año. No había informes de que las llamas hubieran afectado el parque.

Debido a la destrucción del fuego, el gobernador Jerry Brown busca recursos de la Agencia Federal de Gestión de Emergencias para cubrir el 75% del costo de combatir el incendio, dijeron funcionarios locales.

En el norte, 133 viviendas fueron evacuadas debido a un incendio registrado unos 96 kilómetros  al este de Sacramento

Autoridades de la oficina del alguacil del condado El Dorado dijeron que se ha indicado a los ocupantes de otras 406 casas que se preparen para el desalojo.

Berlant dijo que el incendio comenzó el sábado en una zona remota, pero aumentó de intensidad el domingo cuando se extendió por la maleza gruesa y seca en un cañón.

El fuego ha destruido 10 kilómetros cuadrados y estaba contenido en 10%.

En tanto, en el sur de California, fueron canceladas el domingo en la noche las órdenes de evacuación de 200 casas en el cañón Silverado, del condado Orange, porque los bomberos habían contenido el fuego en 50%.

Los habitantes fueron desalojados después de que comenzara el viernes el incendio. El Servicio de Bosques federal redujo la superficie incendiada de 6,5 a 2,8 kilómetros cuadrados debido a un mejor levantamiento topográfico del fuego.

Seis bomberos sufrieron heridas menores, muchas de ellas relacionadas con calor al aumentar enormemente las temperaturas.

Se espera que una ola de calor dure hasta el martes en el sur de California y está en efecto una advertencia de presencia de humo para partes de los condados Riverside y Orange.

Foto: AP

AP