Notimex
15 de junio de 2013 / 10:30 p.m.

 

Tijuana  • El líder nacional priista César Camacho aseveró que las expresiones del dirigente nacional del PAN, Gustavo Madero, contra el partido tricolor sólo reflejan desesperación ante la posibilidad de perder espacios de representación política en los estados del país donde habrá elecciones.

En entrevista durante su llegada a la instalación de la Comisión Política Permanente (CCP) del Partido Revolucionario Institucional (PRI), dijo que en esa agrupación no hacen caso de lo que digan otros.

Lo que queremos, subrayó, "es escuchar a los ciudadanos, a los que tenemos obligación de servir, de cubrir sus expectativas".

Puntualizó que por esa razón hoy el PRI nacional, núcleo de la representación política nacional, se da cita en este punto para instalar la CPP y hacer un balance de la situación del organismo tricolor en los 14 estados donde se desarrollarán comicios en julio.Camacho Quiroz indicó que subrayadamente vienen a expresar un respaldo absoluto a los candidatos en Baja California, empezando por su candidato a gobernador, Fernando Castro Trenti.

Destacó que "a base de trabajo, esfuerzo y una oferta de trabajo convincente (Castro Trenti) ha ido abriendo la ventaja que hemos logrado frente a nuestros adversarios, y este es un paso hacia la victoria dentro de dos semanas".

El dirigente también descartó que los gobernadores priístas pretendan frenar el Pacto por México. En modo alguno, dijo, los priístas "queremos perfeccionar nuestro sistema democrático, pero creemos que la democracia no se contenta, no llega a sólo ser un sistema de elecciones, la democracia se tiene que ver con buenos resultados".

Enfatizó en ese sentido que la agrupación política está comprometida con una reforma que mejore la calidad de la democracia.

Ante la ausencia de Enrique Peña en el cónclave explicó que se debe a la ponderación política, el respeto y la prudencia del Presidente de la República, quien decidió no asistir "para no dar pretextos a quienes sólo están buscando de dónde asirse para justificar sus malos resultados y su incapacidad para persuadir electores".