3 de abril de 2013 / 12:38 a.m.

Ciudad de México • La nueva Ley de Amparo va a erradicar muchos de los vicios que habían generado cierto desprestigio al juicio constitucional del amparo, destacó el presidente del Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal, Edgar Elías Azar.

Luego de inaugurar el 23 Ciclo de Conferencias de Actualización Judicial 2013, el magistrado refirió que había suspensiones que se dictaban y que ya coloquialmente se decía que si se cometía algún delito, "ve y pide amparo, y te lo van a conceder los jueces, y esas cosas tan bárbaras que oímos y que sufrimos en muchos casos".

Elías Azar dijo aplaudir también el principio de relatividad de las sentencias, que consiste en que cuando una ley se declara inconstitucional va a beneficiar a todos, lo que antes no sucedía, ya que antes, para que una ley inconstitucional no se nos aplicara, tenían que recurrir todos, personal e individual, y separadamente, al juicio de amparo.

Consideró otro tema sobresaliente que ahora los justiciables tienen ya el derecho de pedir cuentas de programas de gobierno importantes, reclamar también por esa vía, la constitucional, los derechos fundamentales, como el derecho a la salud, el derecho a la vivienda.

"En fin, creo que es una ley que acerca la justicia al pueblo, o lo diría también al revés, acerca más al pueblo a la justicia. Es decir, le va a dar al pueblo una mayor oportunidad de tener un acceso, pues digo, a las grandes decisiones gubernamentales", planteó.

Redacción