ap
9 de noviembre de 2016 / 10:17 a.m.

LOS ANGELES. — Varias protestas estallaron el miércoles en Estados Unidos tras anunciarse que Donald Trump ganó las elecciones presidenciales.

Hubo incidentes de Pennsylvania a California, Oregón y Washington. Cientos de personas salieron a las calles para expresar su oposición a la victoria de Trump sobre la demócrata Hillary Clinton.

La policía dijo que unas 500 salieron a las calles al lado de la Universidad de California en Los Angeles, algunos gritando groserías contra Trump y otros exclamado "¡Ese no es mi presidente!"

"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: REUTERS
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: REUTERS
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: REUTERS
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: REUTERS
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: AP
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: AP
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: AP
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: AP
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: AP
"¡Ese no es mi presidente!": las protestas tras la elección en EU
FOTO: AP

Hubo manifestaciones más pequeñas en la zona y en los vecindarios de Berkeley, Irvine and Davis y en San Jose State.

En Oakland, más de 100 personas salieron a protestar. El canal KNTV-TV reportó que los manifestantes quemaron una efigie de Trump, rompieron ventanas de las oficinas del diario Oakland Tribune y prendieron fuego a neumáticos y pilas de basura.

La Patrulla de Carreteras de California informó que una mujer fue atropellada por un vehículo y resultó herida de gravedad.

En Oregón, docenas de personas bloquearon el tránsito en el centro de Portland y causaron retrasos en los trenes. Versiones de prensa dijeron que multitud llegó a abarcar unas 300 personas, entre ellas algunas que se sentaron en medio de la calle para impedir el tránsito. Los manifestantes quemaron banderas estadounidenses y gritaron "¡Ese no es mi presidente!"

En Seattle, unas 100 salieron a protestar en el vecindario Capital Hill, trancando el tránsito y prendiéndole fuego a una pila de basura.

En Pennsylvania, cientos de estudiantes de la Universidad de Pittsburgh marcharon por las calles. El diario estudiantil the Pitt News anunció una "reunión de emergencia para hablar de cómo podemos detener al presidente Trump".