29 de octubre de 2014 / 03:37 p.m.

Londres.- Los espías británicos pueden acceder a los datos de inteligencia en bruto recopilados por la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos y otros socios del espionaje internacional sin una orden judicial, revela un documento de la justicia británica.

Así lo indica un documento de dos páginas difundido el miércoles como parte de una demanda que enfrenta a una coalición de grupos británicos defensores de los derechos humanos con GCHQ, una de las agencias de inteligencia de la nación.

Después de las revelaciones del ex analista de inteligencia estadounidense Edward Snowden, GCHQ ha estado a la defensiva acerca de cómo comparte los datos con los espías estadounidenses.

Los legisladores británicos informados por la agencia aseguraron al público que había una orden judicial "en cada caso en que GCHQ recababa información de Estados Unidos". Pero el documento indica que una cantidad no especificada de datos de inteligencia obtenida por la NSA es canalizada directamente a GCHQ.

 

FOTO: ARCHIVO