14 de febrero de 2013 / 07:05 p.m.

Cuernavaca • Decenas de familiares de los policías acreditables que atacaron a escoltas del procurador de la entidad y por lo que fueron detenidos, se manifestaron hoy afuera de Casa Morelos para exigir al gobernador Graco Ramírez que sean puestos en libertad.

Lo anterior ocurre a seis días del ataque en el que se vieron involucrados los uniformados tras abrir fuego en contra de los escoltas del procurador de la entidad, Rodrigo Dorantes Salgado, y a unas horas de que la vinculación a proceso se lleva a cabo en los Juzgados de Primera Instancia de Control y Juicios Orales.

Los manifestantes lanzaron consignas en contra del procurador morelense, el gobernador de la entidad y autoridades de justicia.

La protesta inició en la explanada de Casa Morelos y se dirige hacia el Congreso de la entidad y hacia los Juzgados de Primera Instancia de Control y Juicios Orales, donde permanecerán hasta el arribo de sus familiares procedentes del penal de Atlacholoaya.

Notimex