1 de agosto de 2013 / 01:33 a.m.

Ciudad de México • El senador panista Javier Lozano Alarcón aseguró que la mayoría de los integrantes de su bancada exigirán voluntad del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y del gobierno federal para que se proponga una reforma política-electoral "como la que requiere México".

"Nosotros exigiremos que así como estamos ahorita mostrando buena voluntad al presentar una reforma energética completa en materia de petróleo y energía eléctrica, que el PRI y el gobierno vayan adelante con una reforma política-electoral como la que requiere México", dijo en entrevista.

Luego que se dio a conocer que posiblemente se convoque a un periodo extraordinario de sesiones para aprobar la reforma política, Lozano Alarcón aseveró que sería insuficiente una iniciativa que no contenga la segunda vuelta electoral ni la reelección legislativa.

Asimismo, consideró, estaría incompleta si no considera la autonomía de la Procuraduría General de la República (PGR) y el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), y la fiscalización en tiempo real de los gastos de campaña.

El legislador del Partido Acción Nacional (PAN) subrayó que "no sólo se trata de dar al PRI y al gobierno la reforma que están esperando, sino dar al país las reformas que estamos esperando, ya que es tan importante la economía como lo es la democracia y las libertades".

Indicó que precisamente de eso se trata esta reforma político-electoral que "nosotros presentamos hace una semana, y con la que la mayoría de los senadores del PAN vamos a insistir como una condición para seguir adelante con el plan energético".

Por otra parte, negó que todavía haya duda respecto a los nuevos estatutos del grupo legislativo que fueron aprobados por la mayoría de los senadores, pues está acreditado que "los estatutos vigentes son los que reformamos el 19 de junio pasado".

Indicó que en aras de armonizar esos estatutos con los documentos internos del PAN "lo que vamos a hacer es una próxima reunión para hacer el ajuste que se considere pertinente por parte de la mayoría, sobre todo en cuanto a la administración de los recursos".

Lozano Alarcón informó que en la reunión de la víspera con el dirigente nacional del Partido Acción Nacional (PAN), Gustavo Madero, los senadores acordaron con él que de manera provisional la administración del grupo estaría a cargo de la Comisión de Vigilancia, que son cuatro compañeros senadores.

Lo anterior, en tanto se resuelve si "designamos a un nuevo tesorero o hacemos algún grupo colegiado que se encargue de este tema, pero no hay duda jurídicamente hablando; ayer así se reconoció de que los estatutos vigentes son los que reformamos el 19 de junio pasado".

Celebró que el senador Víctor Hermosillo renunciara al cargo de vicecoordinador administrativo de la bancada, porque "estaba ostentando un cargo que nadie le había conferido a la luz de estos estatutos", y "no era su responsabilidad".

Además, comentó que en las próximas semanas quedarán armonizados los nuevos estatutos y con eso las dudas que había sobre la congruencia entre éste y los documentos internos del partido quedarán saldadas.

Empero, advirtió un nuevo conflicto interno, porque no todos los integrantes de la bancada están de acuerdo con la reforma política que presentó el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) panista.

"Vimos que ayer mismo desde el Pacto por México el Consejo Rector anunció un periodo extraordinario con una reforma política que francamente creemos que esta descafeinada", expresó.

Legisladores del partido blanquiazul recordaron que hay dos iniciativas sobre el tema que apoyan de manera diferenciada los senadores panistas.

Una es la que dio a conocer su presidente nacional, Gustavo Madero, que incluye la creación del instituto nacional electoral, el cual sustituiría al IFE, y la otra es la que presentaron senadores afines a Ernesto Cordero, así como del PRD.

NOTIMEX