AP
13 de agosto de 2015 / 12:25 p.m.

Tianjin, China. - Una explosión mortífera que despidió enormes bolas de fuego en los muelles de Tianjin desbarató la exportación e importación de automóviles, petróleo, mineral de hierro y otros artículos en el décimo mayor puerto del mundo.

La explosión arrojó contenedores por el aire que quedaron convertidos en montones de hierros retorcidos. Filas enteras de automóviles flamantes quedaron reducidas a esqueletos de chasis calcinados.

Se prohibió la entrada a los barcos que traen petróleo y 'productos peligrosos', dijo la Administración de Seguridad Marítima de Tianjin en su microblog oficial.

Tianjin es el décimo puerto del mundo en volumen de contenedores, según el Consejo Naviero Mundial y mueve más contenedores que los puertos de Rotterdam, Hamburgo y Los Ángeles.

La firma minera australiana BHP Billiton dijo que la explosión interrumpió los embarques de mineral de hierro y las operaciones portuarias, pero que no dañó nada de ese mineral en el puerto. "Estamos trabajando con nuestros clientes para minimizar todo posible impacto", dijo el jueves en una declaración.

Un portavoz de Rio Tinto afirmó que la compañía de metales y minería tenía cuatro barcos aguardando anclar en Tianjin, ninguno de los cuales se vio afectado por la explosión, como tampoco su personal.

La vocera de Volkswagen Larissa Braun dijo que los vehículos en un depósito cerca del lugar de la explosión resultaron dañados.  La planta de componentes que tiene VW a 20 kilómetros (12 millas) no sufrió daños, aunque algunos empleados padecieron lesiones menores, agregó.

El consorcio dinamarqués naviero y petrolero A.P. Moller-Maersk informó que las operaciones en sus terminales de Tianjin, a 5 kilómetros (3 millas) del lugar de la explosión, se reanudaron el jueves. Unos pocos depósitos de abastecedores de su empresa logística, Damco, resultaron dañados, dos de ellos seriamente.

El operador del puerto Tianjin Port Development Holdings suspendió el movimiento de sus acciones en la bolsa Hong Kong el jueves. 

Tianjin es el mayor puerto en el norte de China, un punto de entrada a Beijing que ha crecido en importancia mientras las compañías que buscan menores costos migraron desde los centros de manufactura del este y sudeste del país. Motorola, Toyota, Samsung, Nestle, Honeywell, Coca-Cola, Bridgestone, Lafarge, GlaxoSmithKline y Novo Nordisk, entre otras firmas, operan en Tianjin, según un cibersitio de promoción comercial del gobierno chino.

El gobierno ha dado pocas explicaciones hasta ahora sobre la causa de la explosión.