AP
31 de octubre de 2016 / 08:31 a.m.

WASHINGTON.- El FBI obtuvo autorización para revisar los correos electrónicos recientemente descubiertos y que podrían estar vinculados al uso de un sistema electrónico privado por parte de Hillary Clinton, dijo una fuente oficial a The Associated Press.

Los investigadores del FBI desean leer los mensajes, que pertenecen a la veterana asesora de Clinton Huma Abedin y que fueron hallados en la computadora de Anthony Weiner, el esposo de Abedin y quien está siendo investigado por sospecha de que intercambió mensajes pornográficos con chicas menores de edad.

La fuente, que está enterada de la investigación, no reveló cuando las autoridades concluirán la examinación de los correos de Abedin, pero dijo que trabajarán con rapidez.

La averiguación sobre los mensajes de Clinton, que fue declarada cerrada en julio, resurgió el viernes cuando el director del FBI James Comey le envió una carta al Congreso avisándole que se habían descubierto misivas que podrían estar relacionadas con la pesquisa.

El FBI investiga si los emails contienen información confidencial y en tal caso, si fueron manejados apropiadamente, lo mismo que en la averiguación inicial.

Por otra parte el domingo, otra fuente oficial dijo que los detectives del FBI que trabajaban en el caso Weiner sabían desde hace semanas sobre la existencia de los correos posiblemente vinculados al sistema cibernético privado de Clinton.

Una tercera fuente confirmó que el FBI estaba al tanto de los correos por un tiempo antes de que Comey fue informado de ello, pero no dio detalles.

Comey, en su carta a los congresistas, dijo que el jueves se le informó sobre los mensajes de Abedin y que había accedido a que la agencia tome los pasos necesarios para revisarlos.

No quedaba claro de inmediato qué pasos tomaron los investigadores, una vez hallados los mensajes, para dar la información entera a la cúpula del FBI sobre el descubrimiento de los documentos adicionales.

Las fuentes hablaron a condición de anonimato al no estar autorizadas a hablar en público sobre el tema.

La decisión de Comey de enviar esa carta cuando faltan menos de dos semanas para el día de las elecciones suscitó críticas de los demócratas, e incluso de algunos republicanos. Muchos lo consideran como algo sin precedente y como un intento de favorecer al rival de Clinton, el candidato presidencial republicano Donald Trump.

Trump, animado por la noticia, ha estado denunciando a Clinton agresivamente, calificando el caso como un escándalo peor que el de Watergate y asegurando que su candidatura está cobrando impulso.

"Nunca pensé que estaríamos agradecidos a Anthony Weiner", expresó Trump en Nevada.