IGNACIO ALZAGA
7 de junio de 2013 / 02:58 p.m.

México• Con asesoría y apoyo económico de Estados Unidos, el gobierno federal pretende "blindar" la frontera sur mediante el registro biométrico de los centroamericanos que ingresen a México por esa franja, lo que incluirá a personas indocumentadas.

Paralelamente, 15 funcionarios mexicanos reciben capacitación de la Agencia Estadunidense Antiterrorismo (ATA) para detectar a probables terroristas y narcotraficantes que crucen por la regiones sur y sureste del país, según el documento del Instituto Nacional de Migración “Notas y Estadísticas Actuales Abril 2013”.

La instalación de la tecnología biométrica tiene como objetivo determinar “con mayor certeza la identidad de los extranjeros que ingresan al país”, entre ellos unos 300 mil centroamericanos que se calcula anualmente pasan de “manera irregular” por México para intentar llegar a Estados Unidos.

De acuerdo con el informe, el programa cuenta con recursos de la Iniciativa Mérida y permitirá identificar a través de iris, huellas dactilares y fotografías a todo aquel que cruce hacia territorio nacional.

Además alimentará una base de datos biométrica que se prevé sea controlada desde la Ciudad de México en 2013 y cuyos datos permitirán el intercambio de informes del INM con otras dependencias, inclusive reportes de inteligencia con las áreas de seguridad nacional.

“Esta acción es sustentada con recursos de la Iniciativa Mérida, razón por la que el Instituto Nacional de Migración y la Oficina de Asuntos Antinarcóticos de la Embajada de EU en México colaboran en conjunto”, señala indica en el documento.

Servidores públicos de las delegaciones del INM en Chiapas, Campeche y Quintana Roo reciben adiestramiento en “reconocimiento de documentación falsa”.

Actualmente ya se encuentran instalados kioscos biométricos en 47 puntos de Chiapas, Quintana Roo, Tabasco y Yucatán, de los cuales 29 están en estaciones migratorias, “lo que otorga la capacidad de identificar las reincidencias de ingresos”.

Otros 18 pertenecen al Programa Piloto de Biometría-Enrolamiento Forma Migratoria de Visitante Local (FMVL) y Forma Migratoria de Trabajador Fronterizo (FMTF).

“Se instalarán 32 equipos para el enrolamiento de FMVR (Forma Migratoria para Visitante Regional), 16 para producción de FMVR y FMTF tipo tarjeta, y 19 para Verificación de FMVR y FMTF”.

El informe señala que durante 2010 se realizó un programa piloto en el cual se registró biométricamente a extranjeros solicitados de una Forma Migratoria de Trabajador Fronterizo o Visitante Regional.

“La instalación de los equipos permitirá continuar el enrolamiento e identificar a través de elementos biométricos (iris, hella y foto) a los viajeros que entran a México por la frontera sur.

“El proyecto permitirá contar en un futuro con una base de datos biométrica centralizada en la Ciudad de México, con lo cual el instituto tendrá capacidad de intercambiar información biométrica con otras dependencias. Se estima que el proyecto concluya en 2013”.

Migración señala que “la amplitud fronteriza (en el sur), el reducido número de puntos de control, la existencia de un gran número de puntos de ingreso irregular, la limitada disponibilidad de tecnología e infraestructura para el control de ingresos, la complejidad de ambientes geográficos, son factores que inciden en la problemática migratoria”.

ClavesPresencia de delitos

Según Migración, los ciudadanos de Guatemala, Honduras, El Salvador y Nicaragua constituyeron, durante 2012, 92.83 por ciento del total de los extranjeros alojados en las estaciones migratorias. Durante enero y febrero de 2013 este grupo representó 94.77 por ciento.

Las condiciones geográficas de la frontera y su gran longitud es aprovechada para la internación irregular de extranjeros, lo que ha incrementado delitos de trata y tráfico de personas, robo, extorsión e ingreso de mercancía de procedencia ilícita, así como el aumento de presencia de pandillas centroamericanas y movilidad de la delincuencia organizada.