21 de febrero de 2014 / 01:18 p.m.

KIEV.- El presidente de Ucrania, Viktor Yanukovich, y tres líderes de la oposición firmaron el viernes un acuerdo mediado por la Unión Europea para poner fin a la crisis que generó mortales enfrentamientos entre manifestantes y la policía en las calles de Kiev, dijeron testigos de Reuters.

El acuerdo ocurrió luego de que el mandatario anunció más temprano planes para celebrar elecciones anticipadas, formar un Gobierno de unidad nacional y modificar la Constitución para reducir sus poderes.

Yanukovich, que cuenta con el respaldo de Rusia y es presionado por manifestaciones masivas en la capital para que renuncie, no sonrió durante la ceremonia de firma del acuerdo en la sede del Gobierno que duró unos minutos, según relató un corresponsal de Reuters que estuvo presente en el acto.

El mandatario había anunciado las concesiones en un comunicado en la página de internet de la presidencia sin esperar tener un acuerdo firmado con los líderes de la oposición, luego que al menos 77 personas murieron en los peores hechos de violencia desde que Ucrania se independizó hace 22 años.

"No hay pasos que no tomaremos para restaurar la paz en Ucrania", dijo. "Anuncio que estoy iniciando elecciones anticipadas", agregó.

Yanukovich dijo que Ucrania, que emergió tras desintegrarse la Unión Soviética en 1991, regresaría a una Constitución anterior bajo la cual el presidente tiene menos autoridad.

"Estoy comenzando el proceso de retornar a la Constitución del 2004 con un reequilibrio de poderes hacia una república parlamentaria", dijo. "Llamo al comienzo de procedimientos para la formación de un Gobierno de unidad nacional", agregó.

Aún no se sabe si fijó una fecha para la elección presidencial, que estaba prevista para marzo de 2015. 

"Estoy comenzando el proceso de retornar a la Constitución del 2004 con un reequilibrio de poderes hacia una república parlamentaria", dijo. "Llamo al comienzo de procedimientos para la formación de un Gobierno de unidad nacional", agregó.

El Parlamento ucraniano votó el viernes abrumadoramente a favor de regresar a la Constitución del 2004 y de una amnistía incondicional para todas las personas detenidas o que pudieran enfrentar posibles juicios debido a la crisis.

Más temprano, el portavoz del canciller polaco había indicado que el consejo de los manifestantes en la Plaza de la Independencia, también conocida como "Maidan", había respaldado la firma del acuerdo para poner fin a la crisis.

Los ministros de Relaciones Exteriores de Alemania y Polonia estaban en Kiev para promover un compromiso político que termine con el baño de sangre, en medio de enfrentamientos entre la policía antidisturbios y manifestantes antigubernamentales que han ocupado la plaza central durante casi tres meses.

El acuerdo implicaría un revés para el presidente ruso, Vladimir Putin, quien ha hecho de una Unión Euroasiática liderada por Moscú una piedra basal de sus esfuerzos por reunir la mayor parte posible de la ex Unión Soviética.

Putin designó su propio enviado a las negociaciones a pedido de Yanukovich el jueves, pero no estaba claro qué rol tuvieron los funcionarios rusos en el acuerdo, si es que desarrollaron alguno.

Reuters