4 de junio de 2013 / 01:24 p.m.

Ciudad de México • El Sistema de Desarrollo Integral de la Familia firmó un convenio de colaboración con la Unicef a favor de los derechos de la niñez en México.

La presidenta del organismo, Angélica Rivera, aseguró que el respeto a los menores permitirá formar un país próspero, incluyente, sin discriminación, con oportunidades para todos.

“Estamos convencidos de que con el respeto absoluto de su derechos estaremos dando un gran paso hacia el país que todos queremos; un país prospero, de paz, incluyente, sin discriminación, que todos tengan educación de calidad y oportunidades”, explicó.

En la residencia oficial de Los Pinos, ante los secretarios de Hacienda, Gobernación, Desarrollo Social, Educación y Salud, la directora del DIF, Laura Vargas, explicó que parte del convenio en el que convergen las dependencias busca obtener igualdad y combatir la pobreza.

A decir de la encargada de la política para la niñez, se pretende brindar mejores oportunidades para que cuenten con la posibilidad de integrarse al mercado laboral, por ello el convenio con el organismo internacional.

Señaló que para lograr este objetivo se contará con la colaboración y la acción trasversal de cada una de las dependencias que firmaron el acuerdo.

Así, se definió que la Secretaría de Desarrollo Social promoverá la igualdad y combatirá la pobreza. Hasta ahora hay diversos programas que se enfocan en la eliminación de condiciones de esta situación extrema, sobre todo los niños de las comunidades más marginadas de los estados de Oaxaca y Chiapas.

En conjunto, la Secretaría de Educación Pública participará en el mejoramiento de la inclusión pública y fortalecerá la educación adoptando perspectiva de género, para lograr que las niñas tengan igualdad de oportunidades para su desarrollo.

La Secretaría de Hacienda colaborará en el diseño, evaluación, resultados y mecanismos de transparencia de la infancia, así como de los recursos para los menores.

A través de esta dependencia se logrará la planeación de ciertas políticas en puntos específicos, que irán etiquetadas con recursos tanto federales como estatales.

Salud promoverá el acceso efectivo que incluya a la adolescencia para tratar los principales problemas en su desarrollo, mientras que el DIF dará protección en prevención a la violencia.

Esto debido a que las condiciones de marginación agravan la posibilidad de que se sufra violencia de género, infantil o abusos de las autoridades.

Vargas advirtió que todo recurso que se ocupa en la niñez es una inversión, lo que dará una pauta para el cumplimiento de las metas trazadas por el gobierno.

Consideró que las acciones conjuntas que se efectúan para favorecer a los niños crean un entorno sólido para protegerlos y ayudar a que su desarrollo sea más sano e integrado con la sociedad.

MIRIAM CASTILLO