16 de julio de 2013 / 03:14 p.m.

El consejero del Instituto Federal Electoral (IFE), Alfredo Figueroa, afirmó que su voto en contra del proyectode la Unidad de Fiscalización se debe a que el dictamen no cumple con los criterios constitucionales, legales y reglamentarios.

En entrevista con Héctor Diego Medina para MILENIO, el consejero electoral indicó que se ha distorsionado “a partir de criterios utilizados en el conjunto de instrumentos para medir el gasto de lo contendientes”.

Detalló que durante 2012 hubo un rebase de gastos de campaña por la coalición de Movimiento Progresista y por la coalición Compromiso por México, dijo, fueron quienes tuvieron el mayor gasto.

Consideró que la fiscalización no está diseñada para atender criterios de carácter contable, ya que su naturaleza fundamental es evaluar quienes han hecho un rebase de topes de gastos para poder medir la equidad en la elección.

Ayer, el Consejo General del IFE avaló la fiscalización realizada por Alfredo Cristalinas, la cual propone sanciones a los diferentes partidos políticos por más de 347 millones de pesos por rebases e irregularidades en los gastos de campaña de las elecciones de 2012.

Redacción