REUTERS
10 de abril de 2016 / 09:16 p.m.

Lima.- La conservadora Keiko Fujimori se impuso el domingo en las elecciones presidenciales de Perú, pero no evitaría un balotaje con el candidato de centroderecha Pedro Pablo Kuczynski, según conteos rápidos de encuestadoras.

Fujimori, una ex legisladora de 40 años educada en Estados Unidos que promete mantener el modelo económico, habría obtenido un 39,2 por ciento de los votos, según un conteo rápido de Ipsos faltando computar 15 por ciento de la muestra de la firma.

Pero se habría quedado corta de la mayoría absoluta necesaria para consagrarse en primera ronda, arrastrada por el recelo que despierta en muchos el autoritarismo y los delitos de su encarcelado padre, el ex presidente Alberto Fujimori.

La presidencia se definiría en una segunda ronda electoral el 5 de junio, en la que Fujimori tendría que pelear con uñas y dientes para vencer, proyectan los sondeos.

El favorito de los mercados financieros, el ex ministro de Economía Pedro Pablo Kuczynski de 77 años, habría logrado un 22,1 por ciento de los votos, unos puntos arriba de Verónika Mendoza, la candidata de izquierda. Un conteo rápido de GfK mostró la misma tendencia.

Mendoza, una legisladora de 35 años que ha trepado en las preferencias ante el descontento con el modelo que tienen muchos peruanos que viven en la pobreza pese a la gran riqueza minera, habría obtenido un 18,4 por ciento de los votos.

Los primeros resultados oficiales serán difundidos a partir de las 21.00 hora local (0200 GMT), según informó la oficial Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE), en un proceso, opacado por un ataque el sábado del grupo rebelde Sendero Luminoso que dejó seis muertos.

Simpatizantes de Kuczynski bailaron en las calles en una barrio limeño tras los primeros resultados del conteo rápido.

"No tenemos resultados oficiales, esperemos con tranquilidad", dijo Kuczynski en una ambiente de festejo con sus seguidores. "Saludo a los jóvenes cronológicos y los jóvenes de espíritu, que creen que mañana debe ser un día mucho mejor".

Según los resultados de boca de urna de Ipsos, Fujimori habría obtenido la primera fuerza en el Congreso unicameral, con 60 de sus 130 miembros, aunque sin mayoría absoluta, lo que la obligaría a tejer alianzas para sacar adelante sus planes.